Button, el clon de Beckham

Estaba al borde del paro y ahora cobra 11 millones en publicidad, navega en su yate y ha convertido a su padre en una celebridad.