ESPIDO FREIRE

«Me sorprendió que mis padres me felicitaran»

Niña precoz en la música, la descubrimos gracias a «Irlanda» y, tras ganar el Premio Planeta con solo 25 años por «Melocotones helados», se convirtió en la «enfant terrible» de las letras españolas allá por 1999. Acaba de alzarse con el Premio Azorín de novela con «Llamadme Alejandra».

Edurne Pasabán, junto a la jugadora de rugby Patricia García, en el Reconquista

¿Son los nórdicos más felices?

CUESTIÓN DE FILOSOFÍA Las bicicletas, la vida tranquila, la libertad, la igualdad de oportunidades... Son muchos los argumentos que reafirman la felicidad de nuestros vecinos del norte, pero también hay fuertes discrepancias. La polémica está servida