Miembros del jurado que decidirán los galardones

Spirou, un botones pelirrojo en el vestíbulo del Pazo

Kiko Da Silva ejerce de anfitrión de la exposición en la que dibujantes de cómic, humoristas gráficos e ilustradores ofrecen su particular visión del personaje que creó en 1938 Robert Velter, más conocido como Rob-Vel. En total, son 115 originales los que componen esta exposición, en la que también colaboran con sus versiones de Spirou los alumnos de O Garaxe Hermético, la Escola Profesional de Banda Deseñada e Ilustración de Galicia.