Alberto López

El taxista que halló el cuerpo: «Estaba moi descomposto, faltaba carne no cráneo».Jesús Díaz, único vecino de Fondemera con el que tenía trato el pintor Labajjo Grandío
Jesús Díaz, único vecino de Fondemera con el que tenía trato el pintor Labajjo Grandío

Jesús Díaz, único vecino del pintor de Fondemera: «Cos animais era un desastre total»

Aunque «enredaba» cuando iba a visitarle, Díaz habla de un «bo rapaz» que «non se metía con ninguén». Últimamente dejó de lado las relaciones con sus parroquianos. «Vivía á súa maneira» y no cuidaba mucho a sus animales: «os cerdos daban pena»

I. G.