Viernes 24noviembre de
2017

Artículos deJuan Capeáns

Un tramo fatídico de un kilómetro que lleva a la aldea de Pobrais fue la tumba para al menos once víctimas del incendio de Pedrógão Grande