La élite de la gastronomía sin gluten es asturiana

Dos restaurantes de la región se colocan entre los diez mejores de la oferta española para celíacos

Cachopo de El Fartuquín
Cachopo de El Fartuquín

Redacción

La gastronomía asturiana está, una vez más, de enhorabuena. Dos restaurantes del Principado se han colado en el top ten de los más visitados y mejor valorados de la oferta sin gluten de nuestro país. Según la lista, que acaban de publicar los especialistas en celiaquía, dieta y restauración sin gluten, Celicidad, los locales Casa Niembro, en Asiego (Cabrales), y El Fartuquín, en Oviedo, ocupan el primer y tercer puesto, respectivamente, conforme a las reseñas que añaden los clientes en su app.

«Los usuarios nos envían nuevos restaurantes y valoraciones, lo cual luego contrastamos mediante visitas al local», comenta Lorena Pérez, directora de comunicación de Celicidad, a lo que añade que es recomendable que los restaurantes «tengan una formación, la cual han recibido tanto en Casa Niembro como en El Fartuquín». Pérez hace hincapié en el concepto de «contaminación cruzada». «Algunos restaurantes ofrecen platos sin gluten, pero solo tienen en cuenta si los alimentos lo llevan o no. Dejan a un lado otros factores como la contaminación cruzada, que puede producirse con otros alimentos cercanos, un uso inadecuado de utensilios de cocina, etc.», afirma.

«El paraíso dentro del Paraíso»

Casa Niembro es el único restaurante que ha recibido una puntuación de 10/10 por todos los visitantes, cuya recompensa ha sido el primer puesto. «Es el paraíso dentro del Paraíso; en primer lugar por su comida y en segundo por su ubicación. Clara, la cocinera, es excelente», en palabras de Lorena Pérez. El restaurante, enclavado en Asiego, Cabrales, oferta una serie de especialidades sin gluten como el cordero y cabrito guisados a la sidra, los tortos de maíz y la cerveza, entre otras recetas de corte muy tradicional como el jabalí con castañas.

Su carta está libre de gluten incluido el pan, que es de elaboración propia. En cuanto a los postres, todos ellos caseros, la estrella es la tarta de frisuelos. El local de restauración también promueve activamente el estilo de vida celíaco no solo con sus platos, sino con eventos como la master class que celebró el mes pasado en Intu Asturias.

La alternativa ovetense 

Los celíacos que no puedan desplazarse hasta Asiego disponen de una alternativa urbanita. El Fartuquín, situado en el corazón de la capital asturiana, ha logrado alzarse con el tercer puesto por detrás del Batzoki Bilbo Zaharra Restaurante de Bilbao. «Empezamos con ello porque teníamos varios clientes celíacos que venían a diario. Poco a poco vas trayendo pan (hay gente que con una miga de pan se pone de muerte), cerveza, etc. aptos y, por eliminar la contaminación cruzada, se acaba haciendo todo sin gluten», afirma José Luis Suárez, dueño del negocio.

Sus platos más exitosos son los tradicionales fabada y cachopo (clásico, de jamón y queso, y de cecina con queso de cabra) aunque también trabajan otras carnes como la de buey. Al respecto del pescado, destaca el pixín. Desde febrero de este año, al igual que en ocurre en Casa Niembro, toda su carta es apta para celíacos. «En este ranking quedamos terceros, en otros rankings quedamos dos veces los primeros y en otra ocasión segundos. Estamos en el pódium y no queremos apearnos de él», comenta orgulloso José Luis a La Voz de Asturias.

El Principado cuenta con 188 restaurantes con gastronomía apta para celíacos, principalmente en los concejos de Cangas del Narcea, Tineo, Degaña, Ibias y Allande donde existe una tasa de celíacos del 3%, la mayor de España.

Comentarios

La élite de la gastronomía sin gluten es asturiana