Kim Jong-un aboga por continuar con la reconciliación entre las dos Coreas

Se ha mostrado «satisfecho» con la visita de la delegación de su país al Sur con motivo de los Juegos Olímpicos de PyeongChang


Seúl

El líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, ha abogado por alentar el clima de reconciliación con Corea del Sur y se ha mostrado «satisfecho» con la visita de la delegación de su país al Sur con motivo de los Juegos Olímpicos de PyeongChang.

Kim «expresó su satisfacción» al recibir el informe de la visita presentado por su hermana, Kim Yo-jong, y destacó «la importancia de seguir obteniendo buenos resultados mientras se alienta el clima cálido de reconciliación y diálogo» creado con motivo de los JJ.OO., según informó hoy la agencia norcoreana KCNA.

El líder norcoreano «expuso en detalle la orientación (que debe tomar) la mejora de las relaciones Norte-Sur, y dio importantes instrucciones en el campo relevante para adoptar medidas prácticas para ello», recogió el medio estatal de Corea del Norte.

Kim Yo-jong informó «en detalle» a su hermano y líder «sobre sus contactos con las figuras de alto nivel en el lado Sur, como el presidente (surcoreano) Moon Jae-in, y sobre las intenciones del Sur y los movimientos de Estados Unidos», según detalló KCNA.

La hermana de Kim Jong-un, quien ha sido el primer miembro de la dinastía Kim en visitar Corea del Sur, viajó bajo instrucción del líder al país vecino, donde además de participar en la ceremonia de apertura de la cita deportiva el pasado viernes se reunió con Moon y le trasladó una invitación para reunirse con Kim.

El líder norcoreano recibió el informe este lunes en una reunión con la delegación de alto nivel de su país enviada a los JJ.OO., en la que también estuvo el presidente honorífico del Norte, Kim Yong-nam (quien encabezó oficialmente la delegación), y que también ofreció «un informe detallado sobre las actividades» realizadas.

El viaje de la representación norcoreana al Sur respondió a los acuerdos alcanzados en enero entre las dos Coreas para que el Norte participara en los JJ.OO. de Invierno que empezaron el pasado viernes en el condado surcoreano de Pyeongchang.

De producirse la cumbre intercoreana propuesta por el Norte en Piongyang, sería la primera en una década, tras las dos celebradas en la capital del Norte en 2000 y 2007 durante el decenio de la llamada era de «la política del sol», que marcó la fase de mayor acercamiento hasta la fecha entre los dos países.

En estas cumbres participaron el fallecido líder y padre de Kim Jong-un, Kim Jong-il, y los expresidentes del Sur Kim Dae-jung y Roh Tae-woo, respectivamente, ambos liberales como Moon.

EE.UU., dispuesto a hablar con Corea del Norte sin condiciones

La llama olímpica que ha unido a las dos Coreas bajo una sola bandera ha enternecido al vicepresidente Mike Pence, pese a que fue el único que no sonreía en el estadio. Durante su viaje de vuelta a casa dijo al analista de CNN y The Washington Post Josh Rogin que EE.UU. está dispuesto a sentarse a negociar con Corea del Norte, una vez que lo haga Corea del Sur. «Si quieren hablar, hablaremos».

La propuesta de diálogo siempre ha estado abierta, pero a condición de que Corea del Norte renunciase primero a su programa nuclear. Esta vez Pence asegura que no habrá condiciones previas. Con ello se suma al deshielo iniciado por ambos países de la península asiática sin la intercesión de de Washington. Durante su estancia en Seúl, Pence ha hablado todos los días con Trump para consensuar posturas. El temor es que el presidente surcoreano Moon-Jae se derrita ante la perspectiva de la paz y haga demasiadas concesiones. En las dos conversaciones que ha sostenido con él, Pence dice haberle dejado muy claro que no puede otorgar nada ni aceptar cambios económico o diplomáticos hasta que Pyongyang de señales de pasos hacia la desnuclearización.

Seguir leyendo

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Kim Jong-un aboga por continuar con la reconciliación entre las dos Coreas