Corea del Norte lanza una oferta de deshielo a EE.UU.


redacción / la voz

Ocurrió en la inauguración, y también en la clausura. El cierre de los Juegos olímpicos de Invierno en Pyeongchang (Corea del Sur) volvió a propiciar un escenario de deshielo diplomático que el régimen norcoreano aprovechó para expresar su voluntad de dialogar con Estados Unidos.

La escenificación de acercamiento pudo verse durante la ceremonia en la zona VIP del estadio olímpico, en donde el presidente surcoreano, Moon Jae-in, estrechó la mano de Ivanka Trump y poco después la del general Kim Yong-chol, un alto cargo del régimen norcoreano que la oposición surcoreana tacha de «criminal de guerra».

El marco no podía ser más favorable para un intento de aminorar la tensión generada por el programa nuclear norcoreano, y potenciar el diálogo entre la dividida península coreana, en guerra desde 1950, al tiempo que con Estados Unidos. Pero, al igual que ocurrió con el vicepresidente Pence en la inauguración, pese a estar sentados a poca distancia no hubo saludo entre el general y la hija y asesora del presidente de EE.UU.

En un encuentro previo mantenido entre el general Kim Yong-chol, y el presidente Moon, la delegación norcoreana destacó su interés por mantener un diálogo con EE.UU., según anunció el portavoz de Seúl, Kim Eui-kyeom. La respuesta no se hizo esperar. La Casa Blanca afirmó que la disposición de Piongyang a dialogar podría representar unos «primeros pasos hacia la desnuclearización». «Veremos si el mensaje de hoy representa unos primeros pasos en el camino a la desnuclearización», afirmó en un comunicado. «Mientras tanto, Estados Unidos y el mundo deben seguir dejando claro que los programas nuclear y de misiles de Corea del Norte son un callejón sin salida, añadió.

Ivanka encabezó la representación estadounidense en la clausura de los Juegos y como tal recibido un tratamiento privilegiado: fue invitada a cenar por Moon y la primera dama en e la residencia reservado a los jefes de Estado.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Corea del Norte lanza una oferta de deshielo a EE.UU.