Italia exige que Reino Unido acoja a los migrantes del Aquarius

Las autoridades aseguran que la responsabilidad le corresponde a Londres porque el barco navega bajo la bandera de Gibraltar


El ministro de Transportes de Italia, Danilo Toninelli, llamó hoy al Reino Unido a que asuma «su responsabilidad por la protección de los náufragos» acogiendo a los 141 migrantes que se encuentran a bordo del barco de rescate «Aquarius».

Toninelli dijo en Twitter que la responsabilidad le corresponde a Londres porque el barco navega bajo la bandera de Gibraltar, que pertenece al Reino Unido.

El viernes, las organizaciones humanitarias Médicos sin Fronteras y SOS Mediterranée habían rescatado a los migrantes frente a la costa de Libia y en este momento esperan que le asignen un puerto seguro. El barco, en el que viajan 73 menores de edad,  se encontraba este lunes al oeste de Malta. 

En junio, el Gobierno populista en Roma había prohibido por primera vez la entrada del «Aquarius» en un puerto italiano. Como norma general, el nuevo Gobierno de Italia se niega a autorizar la entrada en sus puertos a los barcos de rescate de organizaciones no gubernamentales.

«El principio básico de rescatar a los náufragos está amenazado», advirtió el coordinador de proyectos de Médicos sin Fronteras, Aloys Vimard. «Lo que pasa es que hay barcos que posiblemente ya no respondan a los gritos de socorro debido a que es demasiado alto el riesgo de que les nieguen el acceso a un puerto cercano y los dejen abandonados a su suerte», explicó Vimard.

Algunos de los migrantes que se encuentran a bordo del «Aquarius» le habrían informado a la tripulación de que antes de que fueran rescatados por este barco habían visto en las cercanías cinco buques diferentes que no les prestaban ayuda.

España calla ante la llamada del Aquarius para desembarcar a 141 inmigrantes

El barco realizó un llamamiento este domingo para que le asignen «un puerto seguro y lo más cercano posible» donde desembarcar a los 141 migrantes

En su primera medida de gran calado político, Pedro Sánchez abrió los puertos de España al Aquarius para dar acogida a los más de 600 inmigrantes que transportaba el barco de la oenegé Médicos sin Fronteras. Dos meses después, las cosas han cambiado. Como entonces, ningún país europeo ha mostrado la más mínima disposición a permitir que el buque recale en alguno de sus puertos. De hecho, el italiano Matteo Salvini reiteró que ningún caso atracará en Italia. Pero en esta ocasión, también el Gobierno español ha optado por hacer oídos sordos al llamamiento que hizo ayer el barco a los países ribereños del Mediterráneo para que le asignen «un puerto seguro y lo más cercano posible como dicta la legislación internacional marítima» donde desembarcar a los 141 migrantes que salvó en aguas internacionales el pasado viernes.

Seguir leyendo

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Italia exige que Reino Unido acoja a los migrantes del Aquarius