Bertín Osborne: «Dani Mateo tiene que pagar por lo que ha hecho»

La Voz

ACTUALIDAD

Victor Lerena | Efe

«Somos personajes públicos, no puedes hacer una cosa así y y pensar 'qué cachondeo'», asegura el presentador y cantante

28 nov 2018 . Actualizado a las 20:54 h.

Bertín Osborne presenta nuevo disco y le toca a él ser el que responde a las preguntas. Y nunca se ha caracterizado precisamente por morderse la lengua. La polémica de Dani Mateo y la bandera no ha sido una excepción. Y el presentador y cantante de rancheras no lo ha pasado por alto. Para Osborne el humorista «metió la pata» con el sketch en el que se sonaba con la bandera española. «Yo he hecho muchas gilipolleces en mi vida. Él ha hecho una gilipollez y ahora tiene que pagar por haberla hecho», ha resaltado, al tiempo que ha planteado que «precisamente por es gilipollez», el cómico televisivo va a quedar marcado y «será toda la vida el que se sonó los mocos con la bandera». «Lo sabe y estará arrependitísimo», ha apuntado el presentador en unas declaraciones que recoge la agencia Europa Press. Por eso, Osborne ha añadido que hay que pensarse las cosas «un poquito antes».

«Tú puedes hacer bromas con lo que sea, pero no te puedes meter en el plano de los sentimientos. Igual que no puedes entrar a escupir en una iglesia porque le jorobas los sentimientos a mucha gente, tampoco puedes hacer eso con la bandera porque hay mucha gente a la que eso le afecta y no te lo va a perdonar nunca», ha reflexionado el presentador andaluz. Para terminar, ha vuelto a insistir en que «esas gilipolleces hay que pensárselas», y ha zanjado: «Me da lástima porque estoy seguro de que es un buen chaval pero oye, uno tiene que pensar las cosas que hace. Somos personajes públicos, no puedes hacer una cosa así y y pensar 'qué cachondeo'».

A Osborne no parece importarle que haya quien lo señale como un símbolo de una realidad carpetovetónica, especialmente si se trata del diputado de ERC Gabriel Rufián, quien recientemente llamó a movilizarse a través de Twitter por la imputación del humorista Dani Mateo al grito de: «Españoles, protestad o al final solo os quedará Bertín Osborne». «Si ser rancio es sentirse orgulloso de ser español y decirlo, que probablemente eso lo da el viajar mucho, soy rancio. Yo considero que es lo normal y que cualquier otra consideración es de gilipollas», apostilla.