El Gobierno asegura que habrá Consejo de Ministros en Barcelona el día 21

Confirma la reunión después de que Ábalos cuestionase a título personal la conveniencia de celebrarla

Cortes en la AP-7 provocados por los CDR
Cortes en la AP-7 provocados por los CDR

Redacción / Agencias

José Luis Ábalos cuestionó este martes, a título personal, la conveniencia de celebrar el Consejo de Ministros del próximo 21 de diciembre en Barcelona ante las protestas anticipadas por los Comités de Defensa de la República: «Hay que valorar si las cosas que se hacen para bien consiguen un resultado positivo, lo que el Gobierno siempre debe preservar es la convivencia», reflexionó durante un desayuno organizado por el diario El Economista. Precisó el ministro de Fomento, sin embargo, que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, no había planteado en ningún momento la posibilidad de cancelar esta reunión en Cataluña.

«(El Gobierno) no debe caer en ninguna provocación y, por supuesto, no aceptar ningún tipo de amenazas. Pero la responsabilidad de un Gobierno es procurar que no haya problemas, disturbios y que la ley se respete en cualquier caso», ha agregado. Cuando el moderador le ha preguntado directamente si estaba abriendo la puerta a suspender el Consejo de Ministros en Barcelona, Ábalos ha especificado que la suya era una «consideración», que lo que opina es que no es necesario «insistir» en iniciativas que no vayan a traer «resultados positivos», ha repetido.

Sus palabras provocaron aún así un gran revuelo, por lo que el ministro se vio obligado a asegurar, en declaraciones posteriores a la prensa, que el Consejo de Ministros en la Ciudad Condal sí «se va a hacer».

Marlaska no piensa en aplicar de momento el 155

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha insistido hoy, por su parte, en que «el Gobierno adecuará su actuación a los hechos que vayan aconteciendo para garantizar los derechos y libertades de la ciudadanía» en Cataluña, pero que en este momento no piensa en la aplicación del artículo 155 de la Constitución.

Fernando Grande-Marlaska realizó estas manifestaciones en Onda Cero después de que el Ejecutivo alertara este lunes a la Generalitat de Cataluña de que ordenará la «intervención» de las Fuerzas de Seguridad del Estado «en términos de proporcionalidad y necesidad» si los Mossos d'Esquadra siguen sin ejercer su función de «garantizar el orden público» en esta comunidad autónoma.

El titular de Interior ha señalado este martes que el Gobierno tiene a sus equipos jurídicos «ante las posibilidades que puedan surgir» y ha añadido: «Queremos ser previsores y tener los instrumentos al alcance» y «una determinada dotación de efectivos para dar curso en caso de solicitarse ayuda por parte de los Mossos».

Para el titular de Interior es «preocupante» la manifestación del presidente de la Generalitat, Quim Torra, sobre la vía eslovena para la independencia de Cataluña «pero una cosa es el pensamiento y otra los hechos, el pensamiento no delinque», ha aclarado. «Me daré por satisfecho con que nos den una respuesta a las cartas que les hemos enviado», ha añadido Grande-Marlaska. El ministro se ha referido así a las misivas remitidas por la vicepresidenta del Gobierno Carmen Calvo, el ministro de Fomento José Luis Ábalos y él mismo a los respectivos consejeros catalanes en las que piden explicaciones por «las graves alteraciones de orden público y seguridad del tráfico» del pasado fin de semana.

Fernando Grande-Marlaska ha comentado que el sábado y el domingo pasados, con el corte de la autopista AP-7 y el levantamiento de una barrera en los peajes, se vieron algunos hechos que no son compatibles con el desarrollo de la paz y de la libertad que hay que garantizar a los ciudadanos. «No hubo una intervención por parte de los cuerpos de seguridad, los hechos acontecieron y se desarrollaron, por lo que intentamos que se nos explique la razón por la que han sucedido esos actos pues no pueden ser una rutina en la vida de los ciudadanos ni algo esporádico», ha recalcado.

En cualquier caso ha indicado que él no llegaría a la conclusión de que ha fracasado el intento de «desinflamar Cataluña», lo que le parece «derrotista» y ha señalado que «el consenso y el diálogo requiere de una voluntad de ambas partes». 

Comentarios

El Gobierno asegura que habrá Consejo de Ministros en Barcelona el día 21