El mosquito invasor que amenaza el ecosistema en la Antártida

Europa Press

ACTUALIDAD

Esta especie está destruyendo el musgo muerto y convirtiéndolo en tierra más rápido que las especies nativas de invertebrados

19 dic 2018 . Actualizado a las 19:58 h.

Un mosquito invasor ha logrado prosperar en las condiciones extremas antárticas y un estudio ha reunido pruebas de la amenaza que representa para la biodiversidad única de la región.

Se cree que el Eretmoptera murphyi se transfirió inadvertidamente a más de 750 kilómetros al sur de la isla subantártica de Georgia del Sur, donde es endémica, hasta la Isla Signy, en las Orcadas del Sur, durante un experimento de trasplante de plantas en los años sesenta. Desde entonces, ha podido establecerse con gran éxito en la Isla Signy. La biomasa estimada, o el peso total de los mosquitos, es de 2 a 5 veces mayor que todos los invertebrados nativos combinados en los sitios donde se encuentra.

Investigadores de la Universidad de Birmingham y de British Antarctic Survey recopilaron información sobre la abundancia de este insecto y otros invertebrados y microbios, junto con variables ambientales como el contenido de agua, carbono orgánico y nitrógeno del suelo. Esto se comparó con los lugares de la isla donde no había mosquitos.