Uber y Cabify se van de Barcelona

La empresas dejarán de operar mañana, 1 de febrero, en la Ciudad Condal


redacción

«Hasta pronto, Barcelona», así ha anunciado Uber que abandona la Ciudad Condal. A partir de mañana, 1 de febrero, no habrá coches de la compañía por las calles de Barcelona. 

Un adiós que se hará realidad el mismo día en el que entra en vigor el decreto aprobado por el gobierno catalán que obliga a precontratar los vehículos de alquiler con conductor, los llamados VTC, con una antelación mínima de 15 minutos.

«En Uber queremos que exista una regulación. Nuestro objetivo es convertirnos en un aliado a largo plazo de las más de 600 ciudades en las que operamos. Y Barcelona no es una excepción. Pero, para contribuir a la vida de una ciudad, necesitamos una regulación justa. En el caso de Cataluña, una regulación que tenga en cuenta a los miles de conductores y usuarios de las VTC, que hoy ven desaparecer su medio de vida y su libertad de elegir cómo se mueven por su ciudad», asegura la empresa en un comunicado publicado hoy. 

«Pero antes de irnos queremos daros las gracias. A ti Gemma, que te llevamos a la entrevista de ese trabajo que tanto te gusta. A ti Oriol, que llegaste justo a tiempo para las campanadas. Y, por supuesto, a cada uno de los conductores que habéis sido un ejemplo de dignidad y profesionalidad, incluso en los peores momentos. A todos, gracias. Y a ti, Barcelona, esperamos vernos pronto. Te echaremos de menos», se puede leer en la página de Uber. 

Participa: ¿Cree que deben convivir los taxis con los VTC como Uber o Cabify?

La Voz

Sigue la guerra entre los taxis y los VTC. El Gobierno catalán aprobó este martes el decreto que obliga a precontratar el servicio de un vehículo de alquiler con conductor, los llamados VTC, con una antelación mínima de 15 minutos, una normativa que entrará en vigor en Cataluña ya este viernes. Los VTC estudian el decreto para decidir las aciones que llevarán a cabo.

Mientras el sector del taxi de Madrid ha entregado este miércoles a la Comunidad de Madrid una propuesta de regulación de los vehículos de transporte con conductor (VTC) en la que reclaman, entre otras cuestiones, que estos servicios se contraten con una hora de antelación y realicen un recorrido mínimo de cinco kilómetros.

Seguir leyendo

Pocos minutos después, Cabify, también anunció su adiós. Tras revisar el nuevo texto legal «concluye que esta regulación tiene como único objetivo la expulsión directa de la aplicación Cabify y de sus empresas colaboradoras de Cataluña y Barcelona». 

Desde Cabify han estimado que el 98,5% de los viajes que gestionan está por debajo de los 15 minutos de espera. Lo que no han dudado en tachar de «grave perjuicio desde el punto de vista de la competencia y la calidad del servicio». En este sentido, tras anunciar que ya no operará a partir de mañana, Cabify ha agradecido «tanto a usuarios como a conductores y empresas colaboradoras su apuesta por la movilidad del futuro»

Comentarios

Uber y Cabify se van de Barcelona