Corea del Norte pide a EE.UU. que sustituya a Mike Pompeo para continuar dialogando

Subraya que cada vez que el secretario de Estado «mete las narices, el diálogo va mal y sin resultados»

El secretario de Estado, Mike Pompeo, lidera las negociaciones sobre la desnuclearización de Corea del Norte
El secretario de Estado, Mike Pompeo, lidera las negociaciones sobre la desnuclearización de Corea del Norte

Redacción

Corea del Norte pidió este jueves a EE.UU. que sustituya a su secretario de Estado, Mike Pompeo, como líder en las negociaciones sobre desnuclearización para poder proseguir con el diálogo, informa Efe. En una nota publicada por la agencia KCNA, Kwon Jong-gun, un portavoz de la cancillería norcoreana afirmó que «en caso de que las conversaciones se retomen en el futuro» al régimen le gustaría que en vez de Pompeo ese rol correspondiera a «alguien que muestre mayor tacto y madurez a la hora de comunicarse» con Pionyang.

El portavoz añadió que la relación podría «complicarse si Pompeo está involucrado en las conversaciones» e incide en que cada vez que el secretario de Estado «mete las narices, el diálogo va mal y sin resultados».

Al mismo tiempo, Kwon subrayó que «afortunadamente, la relación entre el presidente (de EE.UU.) Donald Trump y nuestro líder (Kim Jong-un) sigue siendo buena» y que el mariscal norcoreano «está encantado» con que así sea.

Prueba de un arma táctica

Las palabras del régimen llegan el mismo día en que la propaganda anunció que Kim había supervisado la prueba de un arma táctica (un arma de corto alcance para escenarios de combate), sin precisar más detalles.

Los expertos creen que podría tratarse, por ejemplo, de un misil de crucero, un proyectil cuyo uso por parte de Corea del Norte en todo caso no está sancionado por ninguna de las resoluciones de Naciones Unidas.

No obstante, el gesto podría ser un toque de atención para que Trump, que ha dicho estar muy satisfecho con el hecho de que Pionyang no haya testado misiles balísticos ni armas atómicas en año y medio, opte por flexibilizar su postura negociadora tras la fallida cumbre de Hanói.

El desacuerdo en la cumbre de Kim y Trump en Hanói giró en torno al número de activos armamentísticos norcoreanos a desmantelar y al volumen de sanciones que Estados Unidos aliviaría a modo de «medida correspondiente».

Washington, que abogó en favor de que el Norte desmantele sus misiles y armas químicas y biológicas (además del armamento nuclear) antes de darle concesiones, consideró insuficiente lo ofrecido por Pionyang, que pidió el levantamiento de buena parte de las sanciones a cambio de inutilizar su centro de investigación nuclear de Yongbyon.

Comentarios

Corea del Norte pide a EE.UU. que sustituya a Mike Pompeo para continuar dialogando