Muere a los 67 años el exvicepresidente del Gobierno Alfredo Pérez Rubalcaba

El dirigente socialista ha fallecido esta tarde a causa de un ictus que sufrió el miércoles

;
Rubalcaba lideró el PSOE, optó a presidente y su papel fue fundamental en el final de ETA Llevaba 5 años fuera de las instituciones y había retomado su carrera de profesor. Deja un enorme legado político.

Redacción

 Alfredo Pérez Rubalcaba, exvicepresidente del Gobierno y exsecretario general del PSOE, ha fallecido hoy a los 67 años de edad a causa de un ictus que sufrió el miércoles por la tarde. Rubalcaba se encontraba en las últimas horas en una situación de «extrema gravedad» según el último parte médico del Hospital Universitario Puerta del Hierro en Majadahonda (Madrid). El exvicepresidente del Gobierno socialista y exministro del Interior sufrió el ictus en su casa, donde fue atendido por una unidad del Servicio de Urgencias Médicas de Madrid (Summa) que lo trasladó en estado grave al hospital Puerta de Hierro de Majadahonda.

Rubalcaba se había retirado de la vida política en septiembre del 2014. Doctorado en Química Orgánica, impartía en la actualidad clases en la facultad de Ciencias Químicas de la Universidad Complutense de Madrid desde que renunció a su escaño. 

La capilla ardiente se instalará en el Congreso de los Diputados y estará abierta este viernes desde las 20.30 hasta las 22.00 horas, y el sábado desde las 9.00 hasta las 14.00 horas, según han informado fuentes socialistas.

El que fuera su jefe de gabinete en el Ministerio del Interior, Gregorio Martínez, ha ejercido de portavoz de la familia y ha sido el encargado de comparecer en la puerta del Hospital para informar del fallecimiento.

También ha agradecido en nombre de la esposa, Pilar Goya, y de la familia del exlíder socialista las «muestras de respeto y de afecto que han tenido a lo largo de estas jornadas en las que ha estado en el hospital».

Además ha querido agradecer a todo el equipo del hospital Puerta de Hierro de Madrid sus «atenciones, su dedicación y su profesionalidad» durante estas horas. 

El adiós de los suyos

La familia socialista «llora y despide con inmenso dolor» a su ex secretario general y exvicepresidente del Gobierno, que lo fue «todo» en el PSOE y en los sucesivos gobiernos socialistas.

En un comunicado, el partido socialista destaca la «enorme fortaleza personal y política que demostró a lo largo de toda su trayectoria, que hace muy complicado asimilar la idea de que ya no está».

«Inteligente, culto, vital y cercano, deja una huella imborrable en la política española reciente, en la Historia de nuestro país y de nuestro partido, al que amaba, al que se afilió en 1974 con poco más de 20 años y del que llegó a ser secretario general», recuerdan.

Para los socialistas, por encima de su adscripción ideológica, Pérez Rubalcaba ha sido un gran servidor a España y todos están en deuda con él por tantos años al servicio del país, de sus instituciones y de los españoles.

Los principales partidos de ámbito nacional, salvo VOX, han decidido suspender los actos de campaña electoral previstos para este viernes en señal de duelo por la muerte del ex secretario general del PSOE. Tanto el que fue su partido como el PP, Cs, Podemos e Izquierda Unida han acordado cancelar los mítines que tenían previsto celebrar esta tarde, primer día de campaña electoral para los comicios europeos, autonómicos y municipales del próximo 26 de mayo. Rajoy ha suspendido sus actos en Galicia, igual que Zapatero, que también iba a visitar la comunidad. 

Un todoterreno de la política

Alfredo Pérez Rubalcaba lo ha sido todo en política, excepto presidente del Gobierno. Secretario de Estado, ministro, portavoz del Ejecutivo y vicepresidente del Ejecutivo. Todo lo hizo bien, excepto ser líder de la oposición, en donde dio su medida más baja. Sobrevivió a tres secretarios generales del PSOE: Felipe González, Joaquín Almunia y José Luis Rodríguez Zapatero, y se las arregló para seguir en puestos de dirección pese a las sucesivas derrotas electorales, incluida la suya propia, que terminó por ser la más estrepitosa en toda la historia del PSOE.

El secreto de Rubalcaba para lograr esa proeza se basa sin duda en ser siempre el más listo de la clase y en hacerse imprescindible, fuera quien fuera el que llevara las riendas. Pero, también, en saber amoldarse a lo que tocara en cada momento, escribía Gonzalo Bareño cuando el político anunció que dejaba su escaño en el Congreso y volvía a su puesto de profesor.

Rubalcaba charla en el 2006 con Alfonso Guerra durante el debate de la aprobación del nuevo Estatut de Cataluña
Rubalcaba charla en el 2006 con Alfonso Guerra durante el debate de la aprobación del nuevo Estatut de Cataluña

Fue secretario de Estado y ministro de Educación y de Presidencia con Felipe González y acabó ocupando el puesto de portavoz del Gobierno.Tras el interregno de Almunia, Rubalcaba formó parte del equipo con el que José Bono trató de hacerse con las riendas del partido en el congreso del año 2000. Pero tras el inesperado triunfo de José Luis Rodríguez Zapatero, cambió de bando y se convirtió en principal asesor del nuevo líder, que le hizo portavoz del Grupo Socialista tras su victoria en las elecciones del 2004, ministro de Interior en el 2006 y vicepresidente del Gobierno y portavoz en el 2011.

Cuando Zapatero entró en barrena, consiguió ser nombrado candidato sin necesidad de unas primarias, gracias a que Carme Chacón renunció a disputarle el cargo alegando haber recibido presiones para ello. Sobrevivió a la histórica derrota del 2011, pero desde entonces fue incapaz de recuperar terreno frente a un Gobierno acosado por la crisis, la necesidad de hacer recortes y la corrupción del caso Gürtel. La nueva debacle en las últimas europeas acabó con sus esperanzas de ser candidato en el 2015.

Alfredo Pérez Rubalcaba, el gran muñidor del socialismo español

Luís Pousa

El mayor éxito del todopoderoso exvicepresidente del Gobierno Alfredo Pérez Rubalcaba fue el final de ETA; y su mayor derrota, la aplastante victoria de Rajoy en el 2011

Un ictus logró lo que nadie había conseguido hasta ahora en España: acabar con el incombustible Alfredo Pérez Rubalcaba (Solares, Cantabria, 1951). El muñidor por excelencia de la política nacional durante tres décadas, el extraordinario orador y temible parlamentario, el hombre de Estado, el gran superviviente del PSOE, nos ha dejado, con solo 67 años, en medio de las condolencias unánimes de un partido en el que lo fue todo. Salvo presidente del Gobierno. Se quedó a un solo peldaño del puesto: fue el número dos plenipotenciario de Zapatero, que en octubre del 2010 lo nombró vicepresidente primero, lo mantuvo al frente de la cartera de Interior para que acabase de rematar a una ETA acorralada y le entregó la portavocía del Ejecutivo. Ningún político español -excepto los presidentes- había acumulado hasta entonces tanto poder en sus manos.

Seguir leyendo

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at www.lavozdeasturias.es Port 80
Comentarios

Muere a los 67 años el exvicepresidente del Gobierno Alfredo Pérez Rubalcaba