Emoción y respeto en la capilla ardiente de Rubalcaba, un «gran hombre de Estado»

El Salón de los Pasos Perdidos del Congreso acogió el homenaje público a la figura del político socialista

;
Los reyes eméritos visitan la capilla ardiente de Rubalcaba Juan Carlos I y la reina Sofía, en el Congreso para dar el último adiós al exvicepresidente del Gobierno, que jugó un papel clave para asegurar la sucesión de Felipe VI

Redacción

Pocos minutos después de las dos de la tarde, tras el paso de cientos de personas por la capilla ardiente situada en el centro del salón de los Pasos Perdidos del Congreso de los Diputados, se cerró el homenaje público a la figura de Alfredo Pérez Rubalcaba, fallecido este viernes a causa de las complicaciones causadas por un ictus cerebral detectado el pasado miércoles. Su féretro, cubierto por las banderas de España y del PSOE y rodeado de rosas rojas, fue velado por numerosas autoridades durante más de cinco horas.

Las imágenes de máxima emoción y respeto se sucedieron a lo largo de toda la jornada, desde las nueve de la mañana, momento en el que se abrió la capilla ardiente al paso de quienes se agolpaban ya a las puertas del Congreso para testimoniar su reconocimiento al que fue ministro, vicepresidente y líder del PSOE.

Entre los que quisieron acudir a darle el último adiós a Rubalcaba estuvieron los reyes eméritos, Juan Carlos y Sofía, la infanta Elena, líderes socialistas de todas las etapas, desde Felipe González hasta Pedro Sánchez, que incluso se abrazó con el expresidente extremeño Juan Carlos Rodríguez Ibarra, uno de los más críticos. También de otros partidos, como Albert Rivera, de Ciudadanos, Ana Pastor, presidenta del Congreso de los Diputados, del PP, Irene Montero, de Unidas Podemos.

Lo que siento ahora por Alfredo es una gran saudade»

También acudió al salón de los Pasos Perdidos el primer ministro portugués Antonio Costa, que departió unos minutos con la viuda, Pilar Goya, y con otros representantes políticos.«En portugués tenemos una palabra que expresa el sentimiento cuando alguien nos deja, saudade, y lo que siento ahora por Alfredo es una gran saudade», ha afirmado Costa tras visitar la capilla ardiente del político socialista, instalada desde ayer en el Congreso.

No faltaron personas conocidas de la vida social y cultural española, como la cantante Ana Belén, el exjuez Baltasar Garzón, entre otros.

También se recibieron todo tipo de mensajes de condolencia, como el del portavoz del Gobierno vasco y consejero de Gobernanza Pública y Autogobierno, Josu Erkoreka, ha destacado la «importante» aportación del exsecretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, fallecido este viernes, a la convivencia en Euskadi y ha subrayado que era una persona «programada para el acuerdo» que «nunca rompía puentes». Erkoreka, en declaraciones realizadas en Zeanuri (Vizcaya) ha transmitido el más sentido pésame del Gobierno Vasco a toda la familia y seres queridos de Alfredo Pérez Rubalcaba.

El presidente francés, Emmanuel Macron, aseguró este sábado que su país «no olvidará» el combate contra ETA y el compromiso con Europa de Rubalcaba. En un mensaje en Twitter, Macron dijo que todos sus pensamientos están con España. «No olvidaremos su combate contra ETA y su compromiso por Europa», escribió el jefe del Estado francés.

Especialmente emotivo fue el pleno extraordinario del ayuntamiento de Medio Cudeyo, convocado por la muerte de su paisano Alfredo Pérez Rubalcaba, que ha decretado tres días de luto y ha dedicado a este «ilustre» vecino un minuto de silencio y palabras de cariño y reconocimiento por lo que ayudó «en la sombra» a este municipio cántabro.

Comentarios

Emoción y respeto en la capilla ardiente de Rubalcaba, un «gran hombre de Estado»