La jueza pitonisa que opta a «First Dates» llevará violencia machista en A Coruña

La plaza que ocupa ahora en Lugo ha salido a concurso

;
La jueza pitonisa de Lugo busca pareja en First Dates Grabó un vídeo para encontrar media naranja en el programa que emite la cadena Cuatro y presenta Carlos Sobera

Redacción / La Voz

La titular del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 3 de Galicia, con sede en Lugo, María Jesús García Pérez -que fue investigada por el Consejo del Poder Judicial por ejercer como pitonisa en Lugo echando cartas del tarot, aunque no fue sancionada-, ha grabado un vídeo para encontrar pareja en el programa de televisión First Dates, presentado por Carlos Sobera, y en el que los participantes buscan el amor en un formato de citas a ciegas que emite la cadena Cuatro.

En la grabación con la que tradicionalmente los aspirantes a participar en el programa se muestran ante la audiencia, de unos veinticinco segundos, la jueza dice que está «buscando el amor» y que tiene 56 años -«pero como podéis ver represento mucho menos», apostilla-, por lo que busca a un hombre joven o que se conserve joven y que comparta sus aficiones «como el deporte, los animales y el mundo esotérico».

Por el momento se desconoce si finalmente María Jesús García participará en el formato televisivo, pero lo que sí se sabe es que próximamente dejará el juzgado que ocupa en Lugo y se trasladará a A Coruña. Su nombramiento oficial como magistrada titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de A Coruña está pendiente de su aparición en el Boletín Oficial del Estado. Desde el momento en que se haga efectivo ese trámite, y al tratarse de un traslado laboral que implica cambio de provincia, tendrá veinte días para tomar posesión e incorporarse a su nueva plaza, que obtuvo en un concurso ordinario al ser la más antigua de los solicitantes.

Lo que sí ha salido publicado en el Boletín Oficial del Estado, esta misma semana, es el concurso convocado para cubrir la plaza que la magistrada deja vacante en Lugo, donde la jueza del tarot era la titular del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 3 de Galicia. María Jesús García llegó a la capital lucense en el año 2016 procedente de Cantabria, donde estaba al frente del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 1, que tenía su sede en Santander. Anteriormente, entre el 2006 y el 2009, fue la titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer de esa misma ciudad.

La Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial acordó, en su reunión del pasado 16 de mayo, anunciar la convocatoria de un concurso para la provisión de destinos en toda España para cargos judiciales con la categoría de magistrado y entre esas plazas figura la del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 3 de Galicia, con sede en Lugo, que viene ocupando María Jesús García y que solicitó su traslado a la ciudad de A Coruña.

En una entrevista a La Voz hace algunos meses, la jueza dijo: «Consulté el tarot y dice que mi futuro dentro de la Justicia es bastante malo». Se refería al expediente disciplinario que tenía abierto en el Consejo del Poder Judicial por dedicarse a echar las cartas. La jueza llegó a temer una sanción larga o incluso una expulsión. Sin embargo, los jueces del órgano disciplinario decidieron por un solo voto de diferencia no sancionarla. Por ello la magistrada siguió ejerciendo en su juzgado, aunque su forma de ser le volvió a generar algunos conflictos con el poder judicial. Hace algunas semanas, el presidente de la Audiencia Provincial de Lugo le llamó la atención a su secretario personal, que al parecer acudió al juzgado al anochecer, en el mismo edificio de la Audiencia, y abrió la puerta con las llaves de la jueza. El presidente hizo un informe también sobre este asunto, explicando que la seguridad del edificio requería que los jueces no prestasen las llaves a otras personas.

Pero la relación de la jueza María Jesús García con los órganos jerárquicos de la judicatura en Lugo ya no pasaba por buen momento desde que ella acusó al presidente de haber sido el que dio cuenta de su relación con el tarot, aunque siempre dijo que quien ejercía en realidad era su secretario.

Cuatro plazas en Galicia

Además de la plaza para dirigir el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria existente en Lugo, el Consejo General del Poder Judicial anunció también la convocatoria de otros tres destinos en Galicia para cubrir con la categoría de magistrado.

En la convocatoria, publicada en el BOE de este jueves, aparecen una plaza de magistrado en la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia; otra en la Audiencia Provincial de Pontevedra, con sede en Vigo y correspondiente al ámbito civil, y una tercera para ponerse al frente del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de A Coruña.

La jueza pitonisa: «Consulté el tarot y dice que mi futuro dentro de la Justicia es bastante malo»

e. g. souto/ M. Cabana
La jueza María Jesús García, en una foto de archivo realizada en Lugo
La jueza María Jesús García, en una foto de archivo realizada en Lugo

En contra de lo que consideraba la propia jueza, el Consejo del Poder Judicial ha decidido rechazar suspenderla

Es una madrileña de 1963, que superó las 25 asignaturas de la carrera de Derecho con 21 matrículas, al mismo tiempo que trabajaba en gimnasios y ocasionalmente recogiendo judías en Inglaterra. María Jesús García Pérez accedió en 1991, al primer intento, «estudiando 18 horas diarias», a la carrera judicial. Es la titular del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 3 de Galicia, con sede en Lugo. Estos días está pendiente de la decisión que adopte la Comisión Disciplinaria del Consejo General del Poder Judicial sobre la propuesta de suspensión por seis meses que ha hecho el instructor del expediente que le abrieron por ejercer como tarotista en Lugo. María Jesús García habla por primera vez para un medio de comunicación desde que se conoció que el presidente de la Audiencia de Lugo había informado sobre ella a la Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia. Dice que la consulta era de su asistente doméstico, aunque reconoce que a ella le interesan estos asuntos. Ha estudiado el tarot y admite que en alguna ocasión, esporádicamente, atendió ella la consulta. La jueza apunta que estudia jubilarse anticipadamente si finalmente el Consejo del Poder Judicial acuerda su suspensión. «Estoy negra, lo paso fatal», dice. Pese a ello, sonríe y no elude ninguna pregunta.

Seguir leyendo

Comentarios

La jueza pitonisa que opta a «First Dates» llevará violencia machista en A Coruña