«Stranger Things 3»: vuelve el miedo al Demogorgon

El nuevo tráiler de la serie, que se estrena el 4 de julio, ofrece un avance de la nueva amenaza que se cierne sobre Once y sus amigos


El verano de 1985 arranca en Hawkins, Indiana. Hace calor y en las piscinas se tuestan los cuerpos al sol. Pero el mal no se toma vacaciones. El nuevo tráiler extendido de la tercera temporada de Stranger Things, que llega a Netflix al completo el 4 de julio, revela que el portal a otra dimensión que Once y sus amigos creían haber cerrado se ha quedado entreabierto y los demonios del otro lado acechan de nuevo.

«Tú nos dejaste entrar y ahora vas a tener que dejar que nos quedemos», afirma la nueva amenaza sobrenatural llegada desde el mundo Del Revés. Las sospechas de los chicos llevan a pensar que ahora el ser que se apoderó de Will Byers podría estar ahora buscando un nuevo huésped al que poseer con el objetivo de acabar con sus amigos y con el resto del mundo.

La tercera temporada volverá a ser una oda a los años ochenta, a sus costumbres, su música, su cultura y a todo el márketing de aquella época. A la salida del colegio, han abierto un nuevo centro comercial y los jóvenes protagonistas, ya adolescentes, tienen la costumbre de reunirse allí, entre famosas marcas de refrescos y hamburguesas que han sobrevivido como iconos desde entonces hasta ahora. Esto ha llevado a la serie a multiplicar en esta ocasión el márketing de productos.

Las relaciones entre ellos se complican por la aparición de los primeros romances y por las cuestiones lógicas de la edad mientras crecen y maduran juntos haciendo frente al peligro y la aventura.

Según un barómetro de Geca publicado recientemente, Stranger Things es la serie de las plataformas de streaming que cuenta con la tasa más alta de fidelización del público, ya que un 90 % de los seguidores la han visto en su práctica totalidad. 

Los servicios de «streaming» reinventan la publicidad

Beatriz Pallas

Netflix y HBO defienden la suscripción sin anuncios mientras Hulu perfecciona su sistema de televisión avanzada. YouTube renuncia al modelo de abonados

La serie Stranger Things estrenará su tercera temporada el 4 de julio y el primer misterio del mundo Del Revés ha llegado de la mano de los chicos de Hawkins en forma de anuncio de Coca Cola. No se trata de una publicidad convencional. Una sorprendente estrategia comercial ha convertido en icono de los nuevos capítulos a la New Coke, un refresco que se puede calificar como el mayor fracaso comercial de la historia de la multinacional. Era el año 1985 y, en un intento de combatir la pujanza de Pepsi, la compañía quiso reinventar su famosa fórmula secreta con una marca nueva y chispeante, pero esta tuvo que ser retirada del mercado por su escasa aceptación. Ahora Netflix y Coca Cola han vinculado sus nombres en una extraordinaria alianza sin contraprestación económica alguna y en la que tampoco existe un refresco que vender. El interés que las vincula es algo intangible escondido en la memoria de una generación que aún se emociona con la sintonía de aquel anuncio. «El objetivo es utilizar los propios recuerdos para vincular a la audiencia con el programa; al mismo tiempo, para Coca Cola posicionarse en una serie de tanta resonancia genera emociones e impresiones positivas», explica Elena Neira, profesora de Ciencias de la Información de la Comunicación de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC) y experta en nuevos modelos de distribución audiovisual. 

Seguir leyendo

Comentarios

«Stranger Things 3»: vuelve el miedo al Demogorgon