El Sea Watch ignora la prohibición de Salvini y entra en aguas italianas

El barco de rescate con 42 migrantes a bordo desde hace 14 días tomó la decisión ante su situación desesperada

El Sea Watch 3, frente a las costas de Lampedusa
El Sea Watch 3, frente a las costas de Lampedusa

Redacción / La Voz

El barco de rescate de la oenegé alemana Sea Watch, que lleva catorce días con 42 inmigrantes a bordo, ignoró la prohibición del ministro de Interior, Matteo Salvini, y entró en la tarde del miércoles en aguas territoriales italianas, ante la «situación desesperada» y la falta de otras opciones.

La reacción del líder de la Liga no se hizo esperar. «No desembarca nadie, a menos que alguien se haga cargo inmediatamente» para hacerlos llegar a Países Bajos, Alemania o Bruselas, advirtió Salvini, visiblemente molesto con la decisión de la oenegé de entrar en aguas de Italia. Bruselas trató de encontrar a toda prisa países en los que reubicar a los 42 migrantes una vez sean desembarcados.

La oenegé tomó la decisión un día después de que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos ordenara a Italia que aceptase la llegada a puerto del Sea Watch 3. «Ninguna institución europea está dispuesta a asumir la responsabilidad y defender la dignidad humana en la frontera europea en el Mediterráneo», lamentó el presidente de la organización, Johannes Bayer. «Por eso, hemos tenido que asumir nosotros la responsabilidad», añadió.

La capitana del barco, la alemana Carola Rackete, de 31 años, ya había adelantado que violaría la prohibición impuesta en el decreto aprobado recientemente por el Gobierno de coalición de antisistemas y ultraderecha en Italia y que conlleva multas de hasta 50.000 euros, pero también la incautación del barco y consecuencias penales.

El barco rescató el 12 de junio a un total de 53 inmigrantes y refugiados a bordo de una embarcación hinchable en aguas internacionales próximas a Libia y rechazó trasladarlas a un puerto del país norteafricano, como le planteó Italia, ya que considera que no se trata de un país seguro. En las dos semanas transcurridas, el barco ha permanecido cerca de aguas territoriales italianas y evacuó a once personas con autorización del Gobierno italiano.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El Sea Watch ignora la prohibición de Salvini y entra en aguas italianas