El Corte Inglés presenta un ERTE para 25.900 trabajadores

La compañía garantizará a todos los afectados el 100 % del sueldo


El goteo de empresas que han solicitado un ERTE continúa. Una de las últimas en anunciar que se acogen a un expediente de regulación temporal de empleo para contrarrestar los efectos del coronavirus ha sido El Corte Inglés. En un comunicado, la compañía asegura que adopta esta medida «por causa de fuerza mayor y con el objetivo de mantener el empleo».

Aseguran desde la cadena de distribución que se trata de una medida temporal que tendrá una duración de 14 días contados desde la fecha de publicación del Real Decreto, y que su ampliación vendrá determinada por el tiempo que dure el actual estado de alarma.

 Según explican, el ERTE  afectará a unas 22.000 personas, y la empresa se ha comprometido a complementar las aportaciones que realice el Estado hasta cubrir la totalidad del salario.

No son los únicos trabajadores que resultarán afectados por la medida. Porque la cadena de moda Sfera, también del grupo, presentó un ERTE que afectará a unas 2.000 personas. Todos los trabajadores afectados tendrán, como en el caso de El Corte Inglés, garantizada la totalidad de su salario, ya que la empresa complementará las prestaciones que reciban del Estado.

Desde El Corte Inglés aseguran que «la situación generada por la alarma sanitaria ha impactado a todo el sector turístico y de viajes». En este contexto, Viajes El Corte Inglés será otra de las patas de negocio de la empresa que presentará un ERTE que afectará a unas 1.900 personas. Son profesionales que trabajan en las oficinas a pie de calle o en las ubicadas dentro de los centros comerciales del Grupo. El Expediente de Regulación Temporal de Empleo de Viajes El Corte Inglés comenzará a contar desde el 26 de marzo y se prolongará hasta el final de la alerta sanitaria.

El Corte Inglés rememora su pasado indiano

L. Ordóñez
Un coche vintage pasa por una pintada del artista cubano Yulier Rodriguez en La Habana, Cuba
Un coche vintage pasa por una pintada del artista cubano Yulier Rodriguez en La Habana, Cuba

La compañía comienza a operar en dos mercados de Cuba, la isla en la que surgió la saga familiar en los almacenes El Encanto

Hay que imaginarse a César Rodríguez, un joven moscón, inmigrante como tantos asturianos a Cuba a comienzos del siglo XX, durmiendo bajo el mostrador de los almacenes El Encanto, en la capital de la isla, donde había empezado a trabajar como mozo. Desde allí pasó a atender las ventas en distintos departamentos y ascendió hasta llegar a ser el gerente de la empresa, en una historia de éxito personal que sólo podía darse entre los indianos y jamás en una España marcada por un inmovilismo social que rozaba el sistema de castas. César Rodríguez inauguró una saga familiar de tíos y sobrinos, todos con origen en el concejo de Grado y que dio nacimiento a dos de las principales compañías españolas del siglo XX: Galerías Preciados y El Corte Inglés. De sus historias entrelazadas dio buena cuenta el periodista asturiano Javier Cuartas en su casi clandestino «Biografía de El Corte Inglés» que con una enorme precisión documental relata cómo se forjaron las empresas, cómo se financiaron y cómo fueron absolutos pioneros en técnicas de márketing y distribución. Pero todo tuvo su origen en los Almacenes El Encanto, aquellos en los que para venta del stock de temporada se anunciaban «drásticas rebajas de precios» y por eso hoy a la campaña de descuentos la llamamos las rebajas. El Encanto, como la mayor parte de la propiedad de la isla, fue inacutada por el estado en Cuba después de la revolución de 1959. Para entonces Pepín Fernández (Galerías Preciados) y Ramón Areces (El Corte Inglés) ya eran rivales en España, y los dos habían pasado por El Encanto en Cuba.

Seguir leyendo

Comentarios

El Corte Inglés presenta un ERTE para 25.900 trabajadores