Una fábrica de misiles produce respiradores en Israel

El Gobierno pretende no tener que depender de los envíos de material de otros países


La industria militar se pone al servicio de la lucha contra la pandemia en Israel. El Gobierno de Benjamín Netanyahu ha anunciado que una fábrica de misiles se destinará provisionalmente a la producción de ventiladores para responder a la creciente necesidad derivada de la pandemia. Israel suma ya unos 5.500 contagiados de COVID-19 y al menos 22 fallecidos.

La fabricación de los respiradores -esenciales para tratar a pacientes graves - empezó este martes en una instalación de la estatal Industria Aeroespacial de Israel. Y es fruto de la colaboración con una empresa especializada en utensilios médicos de emergencia. De hecho, ya se habría realizado una primera entrega de 30 ventiladores al Ministerio de Sanidad. El reto que se marca  Israel, tal y como apunta el responsable de Defensa, Naftali Bennett, es el de «no ser dependiente de los envíos de otros países».

Por otra parte, la pandemia de coronavirus también ha llevado a las fuerzas de seguridad a reducir significativamente sus operaciones en Cisjordania por el coronavirus, renunciando a los despliegues que no sean considerados esenciales.

Y el Ejecutivo baraja nuevas medidas como imponer un bloqueo total en la zona de Bnei Brak, situada a las afueras de Tel Aviv y considerada uno de los principales focos de contagio. Y se ha aumentado la presencia policía en barrios ultraortodoxos en los que se han ignorado en gran medida las normas adoptadas para prevenir contagios, incluida la prohibición de rezos en público.

Israel ha impuesto un confinamiento temporal que ha parado casi por completo la economía del país y ha dejado a más de 840.000 personas sin empleo el mes de marzo. 

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Una fábrica de misiles produce respiradores en Israel