El exgestor de Juan Carlos de Borbón dice que el emérito llevó 1,7 millones a un banco suizo en el 2010

El dinero procedería del sultán de Baréin

El rey emérito, Juan Carlos de Borbón
El rey emérito, Juan Carlos de Borbón

REDACCIÓN

Arturo Fasana, gestor privado de Juan Carlos de Borbón, declaró ante el fiscal jefe de Ginebra,Yves Bertossa, que el emérito entregó en esa ciudad suiza en el 2010 1,9 millones de dólares (1,7 millones de euros) que había recibido como donación del rey de Baréin. La justicia helvética investiga los movimientos de la fundación panameña Lucum en la que el rey emérito era primer beneficiario, según información desvelada por El País.

Bertossa informó al juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón a través de una comisión rogatoria de la donación de Arabia Saudí de 100 millones de dólares a una cuenta suiza del emérito y explicaba también que en ese depósito bancario de Juan Carlos I se ingresó también el 7 de abril del 2010 la cantidad de 1.895,250 dólares (1,7 millones de euros) supuestamente transferidos por el rey de Baréin, Hamad bin Isa al Jalifa. La cuenta estaba a nombre de la fundación panameña Lucum.

 Arturo Fasana declaró en octubre del 2018 en calidad de investigado por blanqueo de capitales y justificó el origen del dinero porque «Juan Carlos I es una persona apreciada en los países del Golfo. Volvía de Abu Dabi y vino a mi casa a Ginebra. Quería almorzar conmigo. Me dijo que había recibido 1,9 millones del sultán de Baréin, que le había ofrecido este dinero. Escribí un informe de visitas [trámite bancario para justificar un ingreso del cliente] y pedí al banco si podía entregar el dinero. Me dijeron que sí». Esa declaración se recoge en el auto al que tuvo acceso El País.

Fasana desveló además en su declaración judicial que el rey emérito acudió a su domicilio particular en la ciudad suiza con una maleta que supuestamente contenía el dinero.

 El gestor de la cuenta del rey emérito declaró que el origen del ingreso de 100 millones de dólares que recibió, el 8 de agosto del 2008, el entonces jefe del Estado español de la casa real de Arabia Saudí y lo atribuyó a una donación. 65 millones de euros de ese mismo depósito se transfirieron posteriormente a otra cuenta de Corinna Larsen.

Bertossa investiga un presunto delito de blanqueo agravado de capitales por un supuesto pago de comisiones relacionadas con la adjudicación a empresas españolas de la construcción del AVE entre las ciudades santas saudíes de Medina y La Meca.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

El exgestor de Juan Carlos de Borbón dice que el emérito llevó 1,7 millones a un banco suizo en el 2010