Sánchez liderará la representación del Gobierno en la mesa de diálogo con la Generalitat

Gonzalo Bareño Canosa
Gonzalo Bareño MADRID / LA VOZ

ACTUALIDAD

TVE

La reunión se celebrará el próximo miércoles y en ella el jefe del Ejecutivo apostará por una consulta a los catalanes pactada dentro de la Constitución

14 sep 2021 . Actualizado a las 10:22 h.

«Iré». Pedro Sánchez se sentará en la mesa de negociación entre el Gobierno y la Generalitat en torno al «conflicto político» en Cataluña. El jefe del Ejecutivo lo confirmó en una entrevista en TVE. La cita tendrá lugar el próximo miércoles. «Lideraré esa delegación», aclaró Sánchez. Y lo hará para «abrir un nuevo tiempo» y con «una apuesta firme por el diálogo y reencuentro». Afirmó que no es negociable un referendo de autodeterminación porque está fuera de la Constitución, pero abrió la puerta a una consulta acordada para que los catalanes refrenden lo que se pacte en la mesa de diálogo. «Siempre he dicho que un demócrata, dentro de la Constitución, no tiene problema en apelar la voto. Pero a través del acuerdo, no de la ruptura. Lo que no puede ser es que no haya acuerdo y traslademos a la ciudadanía un desacuerdo», indicó.

Advirtió al presidente catalán, Pere Aragonés, de que «si vamos a un programa de máximos, la conversación va a durar poco». Y matizó sus palabras en las que contrapuso la «concordia» a la «revancha» al hablar de los indultos a los presos del procés, que fueron censuradas por el presidente del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes. «Lo digo en términos políticos», explicó, porque «es evidente» que no cree que la sentencia fuera una revancha. «Acaté esa sentencia y la defendí», aclaró, aunque insistió en que tomar la medida de gracia contribuyó a «normalizar la situación en Cataluña». Algo que, según dijo, es «de interés» para toda España, porque esa comunidad representa el 20 % del PIB nacional.

Dos no bailan si uno no quiere

Sánchez se refirió al bloqueo político en la renovación del Consejo General del Poder Judicial y aseguró que ha intentado en cuatro ocasiones pactar con el líder del PP, Pablo Casado, pero «dos no bailan si uno no quiere». Ante ello, pidió al líder popular que se limite a cumplir con la Constitución y que, «al menos», cuando salga al extranjero «hable bien de España». Tachó además de «excusas» los cambiantes argumentos del PP para rechazar un acuerdo.