El nuevo Tribunal de Cuentas pactado por el PSOE y el PP rectifica y acepta que la Generalitat avale a los líderes del «procés»

Gonzalo Bareño Canosa
Gonzalo Bareño MADRID / LA VOZ

ACTUALIDAD

Carles Puigdemont, Oriol Junqueras  y Raúl Romeva en un acto del Diplocat en Bélgica
Carles Puigdemont, Oriol Junqueras y Raúl Romeva en un acto del Diplocat en Bélgica EMMANUEL DUNAND

La órgano fiscalizador, ahora de mayoría progresista, da por buena la fórmula que había rechazado en octubre con una mayoría conservadora

01 mar 2022 . Actualizado a las 09:40 h.

En su primera resolución de calado tras la renovación de su composición, pactada entre el PSOE y el PP, el Tribunal de Cuentas ha dado un giro de 180 grados a sus planteamientos aceptando los recursos presentados por Artur Mas, Carles Puigdemont, Oriol Junqueras y varios líderes y ex cargos públicos independentistas, y dando por bueno que la Generalitat pueda avalarles para evitar que les sean embargados sus bienes. Los 28 de los 34 implicados que habían recurrido a esos avales ven cubierta así su posible responsabilidad por pagar con dinero público gastos del procés, de las conocidas como embajadas catalanas en el extranjero y del Diplocat. Esos gastos se cifraron provisionalmente en 5,42 millones de euros.

La Generalitat había presentado sus avales a través del Instituto Catalán de Finanzas. Aprobó para ello en junio del 2021 un decreto que creaba un fondo complementario de riesgos destinado a cubrir las fianzas de los acusados en el procedimiento que sigue el Tribunal de Cuentas por posible responsabilidad contable por alcance. Ello permitía a Mas, Puigdemont, Junqueras y el resto de acusados no tener que hacer frente con sus bienes a la caución.

El pasado octubre, el tribunal rechazó de plano esa fórmula, al estimar que la ley no permite avalar con fondos públicos «las conductas dolosas o marcadas por actos realizados con negligencia o culpa grave, requisitos que necesariamente deben concurrir para declarar la responsabilidad contable».