La NASA pospone otra vez el lanzamiento del cohete de la misión Artemis debido a una fuga de combustible

La Voz MIAMI / AGENCIAS, LA VOZ

ACTUALIDAD

CRISTOBAL HERRERA-ULASHKEVICH | EFE

Si el equipo de la agencia espacial considera que hay que desmontar la nave para ensamblar de nuevo, el nuevo intento se realizaría en octubre

03 sep 2022 . Actualizado a las 22:52 h.

«La misión Artemis I a la Luna ha sido pospuesta. Los equipos intentaron solucionar un problema relacionado con una fuga en el hardware que transfiere combustible al cohete, pero no tuvieron éxito», así anunciaba la NASA la suspensión del lanzamiento del cohete. El equipo intentó detener la pérdida en el sistema de suministro de hidrógeno líquido a la parte central del SLS horas antes del lanzamiento previsto para la tarde de este sábado desde Cabo Cañaveral, en la costa atlántica de Florida, informó la agencia espacial de EE.UU. La cuenta oficial del organismo anunciaba así la situación:

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico.

Tras aplicar presión con helio sobre la zona de la fuga, se procedió a reanudar el flujo de hidrógeno líquido pero de manera muy lenta. La ventana de lanzamiento de dos horas se abría a las 14.17 horas locales (20.17 hora española) de este sábado.

En principio, la NASA había transmitido que, si por causas meteorológicas o técnicas, había que atrasar el despegue, el siguiente intento se haría el lunes 5 de septiembre, pero está por confirmarse oficialmente esa fecha y todo podría aplazarse a octubre. Bill Nelson, administrador de la NASA, intentaba restar importancia a este nuevo intento fallido: «Iremos cuando esté listo. Testaremos y testaremos, y haremos pruebas de estrés en el cohete antes de introducir a humanos en la ecuación». Además, recordó que este tipo de suspensiones suelen darse en el programa espacial, señalando que en otras misiones se han llevado a cabo lanzamientos perfectos después de cuatro aplazamientos. Aunque la fecha marcada para la siguiente cuenta atrás era la de mañana, lunes, Nelson admite que habrá una reunión de todo el equipo para decidir si se varía el cronograma inicial. El calendario se retrasaría en su conjunto si los expertos consideran que es necesario devolver el cohete al área de ensamblaje para desmontarlo. «Si deciden que esto último es la mejor opción, estamos hablando de un lanzamiento en octubre», reconoce. Pero, si se da esta circunstancia, tampoco es probable que el intento se produjera a principios de octubre, debido a la apretada agenda del Kennedy Space Center. «Probablemente sería mediados del mes, porque tenemos otra misión la primera semana de octubre», apunta el administrador de la agencia espacial