Putin alaba el plan chino como base para una posible solución en Ucrania tras su encuentro con Xi

La Voz MADRID

ACTUALIDAD

Xi Jinping y Vladimir Putin en la firma de acuerdos conjuntos de este martes en Moscú.
Xi Jinping y Vladimir Putin en la firma de acuerdos conjuntos de este martes en Moscú. VLADIMIR ASTAPKOVICH / SPUTNIK / | EFE

El dirigente ruso señala que su relación con el gigante asiático está «en el mejor momento de su historia»

22 mar 2023 . Actualizado a las 09:27 h.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, no ha descartado el «plan chino» para lograr la paz en Ucrania y ha señalado que «podría servir como base para hallar una solución política» a la guerra tras mantener un encuentro con su homólogo chino, Xi Jinping, este martes en Moscú según Europa Press.

Así, el mandatario ha calificado de «exitosas y constructivas» sus negociaciones con Xi, con el que ha mantenido una reunión que se ha alargado hasta las tres horas. «Estamos orgullosos de haber tenido nuevamente la oportunidad de recibir a nuestro querido a amigo, Xi Jinping, durante una visita estatal a Rusia», ha dicho antes de sostener que la solución al conflicto en Ucrania «requiere el respeto a las preocupaciones de todos los países en materia de seguridad».

«Nuestras conversaciones, ayer y hoy, han contado con la participación de nuestras delegaciones y han salido adelante con éxito, de forma cálida y en una atmósfera constructiva», ha puntualizado durante una rueda de prensa conjunta en la que ha anunciado la firma de dos declaraciones que «muestran la naturaleza especial de las relaciones» entre ambos países.

Para Putin, estas relaciones es encuentran, de hecho, «en el mejor momento de la historia y son un ejemplo de la interacción estratégica y exhaustiva» entre las partes, según informaciones de la agencia de noticias Interfax. «Rusia y China están unidos por unas fuertes relaciones de buena vecindad, asistencia mutua, de amistad entre los pueblos y de diálogo activo a todos los niveles. Estamos en contacto continuamente con China», ha destacado Putin, que ha incidido en que esto permite a ambos países «hallar soluciones a todos los problemas (...) y mantener la agenda internacional bajo control».

Los dos líderes han procedido a firmar una declaración sobre el desarrollo de la cooperación económica y otra sobre el refuerzo de la asociación «integral y la cooperación estratégica» en la región, si bien está previsto que firmen una decena de documentos de cara al final de la cumbre. En este sentido, han reivindicado la importancia de las relaciones bilaterales, especialmente en materia económica y comercial, como principal prioridad.

El texto del plan de paz chino

Ambos líderes han abordado punto por punto el plan de paz que China ideó para poner fin a la guerra en Ucrania, una iniciativa que consiste en doce puntos. El documento, presentado el pasado 24 de febrero con ocasión del primera aniversario del conflicto que Rusia inició en Ucrania por orden de Putin, delinea la postura china «para una solución política a la crisis en Ucrania». Los pilares de la iniciativa china son:

—El respeto a «la soberanía de todos los países» y a «su integridad territorial». 

—El abandono de la «mentalidad de guerra fría» y el respeto a las «legítimas preocupaciones de seguridad de los países», algo que Pekín ha reiterado desde que comenzó la invasión, en referencia a Rusia.

—Un alto el fuego y una llamada a la «moderación» para «evitar que la crisis se deteriore aún más o incluso se salga de control». 

—La reanudación de las conversaciones de paz, dado que «el diálogo y la negociación son la única salida viable para resolver la crisis».

—La resolución de la crisis humanitaria, «protegiendo eficazmente la seguridad de los civiles» y «estableciendo corredores humanitarios para su evacuación de las zonas de guerra».

—El apoyo al «intercambio de prisioneros entre Rusia y Ucrania» y el cese de «ataques a instalaciones civiles».

—La protección de la seguridad de las centrales nucleares y el cese de «los ataques armados contra plantas de energía nuclear».

—La «reducción de los riesgos estratégicos», que incluye un énfasis en que «una guerra nuclear no se debe y no se puede librar».

—La garantía de la exportación de cereales, en la que las Naciones Unidas han de «desempeñar un papel importante».

—El cese de las «sanciones unilaterales» por «no solucionar los problemas, pudiendo incluso crear otros nuevos», según Pekín, que ha expresado desde el comienzo de la guerra su oposición a las sanciones contra Moscú.

—La protección de la estabilidad de las cadenas industriales y de suministro, que incluye una petición a todas las partes para que «se opongan a la politización e instrumentalización de la economía mundial».

—El apoyo a la reconstrucción de Ucrania tras la guerra, algo a lo cual China está dispuesta a «brindar ayuda».

Proyecto para un gran gasoducto

Putin, que ha manifestado que Rusia está lista para aumentar los suministros ininterrumpidos de petróleo a China, ha advertido de que el país podría verse obligado a «responder si Occidente decide utilizar armas con componentes nucleares» y no ha descartado viajar a China de aquí a finales de año y a pesar de la invasión de Ucrania, según informaciones de la agencia de noticias TASS. Por otra parte, el presidente ruso ha anunciado que se ha logrado un acuerdo sobre la «práctica totalidad de los parámetros del gasoducto Power of Siberia 2».

«Hemos abordado un buen proyecto. Se trata del nuevo Power of Siberia 2, que pasa por Mongolia. Casi todos los parámetros se han acordado», ha explicado respecto a un gran gasoducto con el que busca exportar gas natural desde Siberia al noroeste de China. Xi ha destacado así que Rusia y China intensificarán el comercio de hidrocarburos y la cooperación en materia económica, al tiempo que ha alabado las conversaciones y las ha calificado como «fructíferas». «Acabamos de mantener unas negociaciones muy francas, amistosas y productivas», ha resaltado.

Además, ha hecho hincapié en la importancia de lograr la paz en Ucrania «mediante el diálogo», una postura que ya ha expresado en ocasiones anteriores. «Estamos firmemente comprometidos con los principios de la Carta de la ONU, mantenemos una postura objetiva e imparcial», ha expresado antes de que ambos líderes hayan mostrado su postura tajantemente contraria a «cualquier tipo de independencia en Taiwán».

Putin ha aprovechado la ocasión para confirmar que no tiene intención alguna de reunirse con su homólogo estadounidense, Joe Biden, en un futuro cercano. El asesor de la Presidencia rusa, Yuri Ushakov, ha indicado por su parte que «ese tipo de encuentro no está planeado».