Cuatro pacientes murieron en el hospital Naser de Gaza tras la incursión del Ejército israelí

La Voz REDACCIÓN

ACTUALIDAD

Un puesto de vigilancia en el nuevo muro construido por Egipto en la frontera con Gaza.
Un puesto de vigilancia en el nuevo muro construido por Egipto en la frontera con Gaza. IBRAHEEM ABU MUSTAFA | REUTERS

Egipto construye un gran muro de hormigón en su frontera con la Franja para contener una posible avalancha de palestinos que huyan de los bombardeos israelíes

16 feb 2024 . Actualizado a las 12:10 h.

La actual incursión del Ejército israelí en el hospital Naser, el más importante del sur de la Franja de Gaza, causó un corte eléctrico total que ocasionó la muerte de al menos cuatro pacientes en cuidados intensivos y pone en riesgo la vida de otros, incluyendo tres bebés, denunció este viernes el Ministerio de Sanidad del enclave palestino.

Como consecuencia de la operación militar israelí en el hospital, que comenzó ayer tras 25 días de asedio, «el suministro eléctrico se cortó completamente en el Complejo Médico Naser», lo que provocó «la muerte de cuatro pacientes al amanecer de hoy», informa un comunicado del ministerio, controlado por el grupo islamista Hamás.

Además, el Ejército de Israel ha apuntado que ha detenido a «decenas de personas», entre ellos hay 20 «terroristas» que supuestamente participaron en los ataques perpetrados el 7 de octubre por el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás). «Hasta ahora, durante la operación han sido arrestados más de 20 terroristas que participaron en la masacre del 7 de octubre y a decenas de sospechosos que han sido trasladados para su interrogatorio», ha señalado en un comunicado publicado a través de su página web.

Así, ha reseñado que los militares «siguen operando contra la organización terrorista Hamás dentro del Hospital Naser», antes de abundar en que «la operación está fundamentada en información de Inteligencia que apunta a actividades terroristas de Hamás en el hospital». «Durante las inspecciones en el área del hospital, los militares localizaron morteros, granadas y otras armas que pertenecen a la organización terrorista Hamás», ha dicho, al tiempo que ha incidido en que «las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) seguirán actuando en línea con el Derecho Internacional contra la organización terrorista Hamás, que opera de forma sistemática desde hospitales e infraestructuras civiles».

Sanidad asegura que «en cualquier momento» podrían morir otros pacientes en cuidados intensivos así como tres bebés que necesitan un suministro ininterrumpido de oxígeno, y denunció que dos mujeres dieron a luz «en condiciones inhumanas, sin electricidad, sin agua, sin comida y sin calefacción».

Un muro contra la huida

La situación humanitaria es catastrófica al sur de Gaza, pero al otro lado de Rafah, tampoco mejora. Egipto construye un gran muro de hormigón en su frontera con la Franja para contener una posible avalancha de palestinos que huyan de los bombardeos israelíes, informó este viernes el diario The Wall Street Journal.

Las autoridades egipcias rodean una amplia zona del desierto del Sinaí de más de 20 kilómetros cuadrados con grandes muros de hormigón cerca de la frontera con Gaza, asegura el diario, que cita como fuentes a funcionarios egipcios y analistas de seguridad. Se trata de un enorme «nuevo complejo», dice el diario, para reforzar la seguridad del país en el caso de que «un gran número de habitantes de Gaza logren entrar» si se desata una ofensiva israelí en el sur de la Franja, en la ciudad fronteriza de Rafah.

El diario recuerda que Egipto ya ha tratado estos meses de reforzar la seguridad a lo largo de la frontera para mantener alejados a los palestinos, desplegando soldados y vehículos blindados y reforzando vallas. El rotativo publica fotografías satelitales tomadas por la empresa Planet Labs PBC que muestran movimientos de tierra en la península egipcia del Sinaí, junto a la Franja de Gaza, dentro de un área designada como recinto amurallado para la posible ubicación de un campo de refugiados palestinos.

En ese campo podrían alojarse más de 100.000 personas, según dijeron funcionarios egipcios al rotativo. Está rodeado de muros de hormigón y lejos de cualquier asentamiento egipcio y, según estas fuentes, se han entregado en el lugar un gran número de tiendas de campaña, aún sin montar. La construcción de esta muralla se produce mientras Israel continúa con su ofensiva militar a lo largo de la Franja de Gaza y aumentan los temores de que el país despliegue un ataque sobre Rafah.

La guerra entre Israel y Hamás se inició después de que el grupo islámico perpetrara un ataque terrorista el pasado 7 de octubre que causó unos 1.200 muertos en Israel y secuestrara a más de 200 ciudadanos. El Ejército israelí lanzó una ofensiva en la Franja que hasta ahora ha provocado la muerte a más de más de 28.000 palestinos. Miles de palestinos residentes en Gaza se han desplazado a Rafah para protegerse de los ataques israelíes que comenzaron en el norte de ese territorio, pero han extendido a toda la Franja.