El sector educativo achaca la bajada de notas a los recortes y pide no caer en el alarmismo

Asturias empeora resultados respecto a 2012 pero sigue por encima de la media española y de la OCDE. «No le dábamos importancia cuando estábamos muy bien y no se la damos ahora cuando hemos empeorado», dicen los padres


Redacción

La comunidad educativa asturiana prefiere ver la botella medio llena. El informe Pisa revela que el Principado se mantiene por encima de la media española y de la OCDE en todas las materias evaluadas, un argumento que sirve a los profesionales del sector para sacar pecho y presumir de resultados. Pese a ello, en la comparativa con el estudio de 2012 (el último publicado) las notas han caído en Asturias en todas las materias analizadas. Entre las causas, los expertos apuntan los recortes, aunque reiteran que la situación en la región es buena y piden que no se caiga en el alarmismo. Por su parte, el Principado defiende la «calidad y equidad del sistema educativo autonómico».

Asturias participó en la prueba con 1.790 estudiantes de 15 años procedentes de 54 centros de la comunidad autónoma y ha obtenido peores resultados en los tres parámetros que evalúa la prueba: Desciende hasta el 7º puesto autonómico en ciencias, al 9º en matemática y al 10º puesto en lectura. Juan Carlos San Pedro, decano de la Facultad de Formación del Profesorado y Educación de la Universidad de Oviedo, considera que «no hay que tirar cohetes ni alarmarse por subir o bajar una décimas». En su opinión, los avances y retrocesos en el sistema educativo suelen ser paulatinos, por lo que sostiene que ni antes había que magnificar los resultados ni ahora generar alarmismo. «Hay que tranquilizar a la opinión pública, la situación es parecida», añade San Pedro, quien sostiene que Asturias ocupa «bastante buena posición».

En la misma línea se expresa Arturo Pérez Collera, inspector de Educación. Reconoce que aún no ha realizado un estudio exhaustivo del informe Pisa pero que en un primer vistazo «los resultados, en conjunto, mejoran a los de la OCDE». Eso sí, recuerda que las pruebas las han realizado alumnos de la LOE y no de la LOMCE. En cuanto al retroceso en Asturias, Collera asegura que «las regiones del norte venían muy avanzadas», por lo que considera «lógico» que cuando «el conjunto del pelotón mejora, las diferencias se estrechan».

Elena González, presidenta de la Federación de Asociaciones de Padres de Alumnos (FAPA) Miguel Virgós, también destaca que Asturias está «por encima de la media», aunque asegura que «no le dábamos importancia a estos informes cuando decían que estábamos muy bien y no se la damos a hora que dicen que hemos empeorado». «No hay que escandalizarse», añade. Desde el sindicato ANPE se expresan en la misma línea. Asturias sale «bien parada en el informe, por encima de la media», aunque mencionan que sufre un «ligero» retroceso respecto de 2012. Eso sí, piden que no se magnifiquen este tipo de informes porque son pruebas «basadas en una muestra exigua de la población escolar».

Los recortes, una de las principales causas

Juan Carlos San Pedro reconoce que los recortes pueden ser una de las causas que expliquen el retroceso vivido en Asturias. «El sistema se autorregula y a mayores dificultades, mayores esfuerzos, pero está claro que se han notado los recortes», asegura. Su incidencia ha sido desigual en las comunidades autónomas, aunque el decano reconoce «el miedo a que los años de ajustes y falta de inversión se noten a la larga». «La situación económica y el desconcierto institucional han influido», sentencia. Elena González tiene una opinión muy parecida. «Los recortes afectan, tenemos menos medios, menos docentes y hay plazas sin cubrir; todo eso baja el nivel educativo», afirma.

Desde ANPE apuntan un retroceso respecto de 2012, año en el que «comenzaron los recortes», según el sindicato, y cuyas consecuencias «se ponen ahora de manifiesto y acentúan la exigencia de ANPE de revertir tal política». También destacan que los países que han apostado por mejorar la situación del profesorado y su reconocimiento laboral y profesional «han obtenido los mejores resultados».

Castilla y León, el líder nacional

La comunidad autónoma que mejor parada sale en el informe PISA es Castilla y León, que aparece en primera posición en ciencia y en comprensión lectora y segunda en matemáticas. Juan Carlos San Pedro considera que la diferencia con Asturias es «mínima». «La realidad en las regiones del norte en muy parecida», asegura, y recuerda que Castilla y León hay muchos profesores asturianos. Entre las diferencias, apunta que la dispersión rural en la región vecina provoca que haya muchos centros pequeños en los que se consigue «un aprendizaje más aplicado que en las zonas urbanas». Pese a ello, asegura que eso no quiere decir que haya que cambiar el modelo en Asturias. San Pedro también recuerda que en el informe no se evalúan todas las materias y que se quedan fuera, por ejemplo, asignaturas culturales.

Otro de los aspectos que en opinión del decano influye de forma decisiva en los resultados es «la realidad sociocultural» del estudiante. Y este argumento es el que esgrime para explicar la diferencias norte-sur. San Pedro asegura que el modelo educativo es muy importante pero que el entorno del alumno determina sus resultados. «Eso marca la diferencia», concluye.

El Principado celebra los resultados

El Principado de Asturias subraya que la comunidad autónoma ha obtenido en el Informe PISA unos resultados «superiores al promedio de la OCDE», y que consolida «la tendencia iniciada con la evaluación de 2012». A pesar de que las calificaciones en todas las materias son peores que hace tres años, el Principado sostiene que el informe «demuestra que el sistema educativo autonómico se distingue por una combinación de calidad y equidad», y argumenta que «la gran mayoría de los estudiantes figura en los niveles intermedios de la escala, lo que supone que existen pocos casos en los niveles más bajos o más altos». Para el Gobierno autonómico, los resultados ponen a Asturias en el camino hacia «los objetivos europeos de 2020».

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El sector educativo achaca la bajada de notas a los recortes y pide no caer en el alarmismo