¿Qué pasa con los riñones en el HUCA?

La Voz REDACCIÓN

ASTURIAS

J.L.Cereijido

Los socialistas exigen el cese de diputado de Podemos, Andrés Fernández Vilanova tras insinuar, y rectificar después, que se perdían órganos destinados al trasplante

21 ene 2017 . Actualizado a las 17:15 h.

El Grupo parlamentario socialista reclamó este sábado «el cese inmediato como interlocutor sanitario» del diputado de Podemos en la Junta General, Andrés Fernández Vilanova después de que, a lo largo del viernes, la formación morada denunciara que una mala praxis en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) había derivado en la pérdida de órganos donados, en concreto riñones, destinados para el trasplante. Una información que el propio grupo de Podemos rectificó horas después.

Andrés Fernández Vilanova compareció la mañana del viernes para denunciar un supuesto «tráfico de influencias» en el seno del servicio de Urología del HUCA y reclamar responsabilidades al jefe de servicio Santiago Abascal. En esa comparecencia, el diputado afirmó además que «a través de fuentes de información de sindicatos sanitarios» habían tenido conocimiento de que «por causa de una mala organización del servicio, se pudieran estar perdiendo órganos de donantes» por lo que anunció que solicitaría a la administración asturiana información de los últimos 15 años sobre el número de órgamos recibidos y los trasplantes realizados efectivamente. 

Horas después, el grupo de Podemos remitió a los medios una nota de rectificación en la que señalaba que lo que pudo haberse dado en su servicio de Urología es una mala planificación que pudo haber derivado en fallos renales de algunos pacientes, según recogió la agencia EFE. Podemos indicaba que fuentes hospitalarias habían aclarado a la formación morada que no había riñones de donantes afectados por una gestión deficiente, sino «riñones con patología litiásica de buen pronóstico y fácil resolución» que por «una mala planificación del servicio habrían terminado en fallo renal». Según los morados, en cualquier caso, se trata de «posibles errores de carácter muy grave» que deben ser investigados, por lo que ha anunciaron que corregirían su solicitud de información para que se les remitiera documentación relativa a esos casos.