La bandera azul ondeará en 15 playas asturianas, tres menos que el año pasado

Efe REDACCIÓN

ASTURIAS

Playa de Frejulfe
Playa de Frejulfe Navia turismo

Seis arenales pierden la distinción este verano mientras que otros tres nuevos han superado las pruebas de calidad

10 may 2017 . Actualizado a las 13:09 h.

15 playas asturianas contarán este verano con la bandera azul, 3 menos que el año pasado, al quedarse fuera seis arenales y sumarse otros tres. Además, el Principado ha perdido también la concedida en 2016 al puerto deportivo de Gijón, según el informe publicado por la Asociación de Educación Ambiental y del Consumidor (ADEAC).

Tras superar las pruebas de calidad de agua, limpieza, servicios y seguridad, a esta relación se suman este año los arenales de Santa María del Mar (Castrillón), San Pedro de Bocamar (Cudillero) y Frejulfe (Navia).

Además, la bandera azul seguirá ondeando en las playas de Peñarronda (Castropol/Tapia de Casariego), Anguileiro (Tapia de Casariego), Otur y Cadavedo (Valdés), Concha de Artedo (Cudillero), Aguilar (Muros de Nalón), Salinas (Castrillón), La Ñora (Villaviciosa) y Barro, Palombina, Toró y El Sablón (Llanes).

Por el contrario, pierden esta distinción las de Arnao (Castropol), San Juan de Nieva (Castrillón), Los Quebrantos (Soto del Barco), Salinas (Valdés), Rodiles (Villaviciosa) y Luanco (Gozón).

De esta forma nueve concejos asturianos contarán con banderas azules en un año en el que veintitrés arenales de la región optaban a la bandera azul con lo que han sido galardonadas el 11,69 por ciento de las 77 playas asturianas, que representan el 2,23 por ciento de las españolas.

A nivel nacional, un total de 579 playas, 100 puertos deportivos y 5 embarcaciones turísticas sostenibles lucirán este año la bandera azul que acredita el buen estado de conservación y la calidad de los servicios que presta.

Con estos datos, España vuelve a liderar el ranking mundial de banderas azules, al frente del cual se sitúa de forma ininterrumpida desde 1987.

Los datos han sido dados hoy a conocer por la Asociación de Educación Ambiental y del Consumidor (Adeac), la sección española de la Federación Europea de Educación Ambiental, que ha destacado que el número total de playas con esa insignia es menor al del pasado año (7 menos).

Ese descenso se debe, entre otros problemas, al aumento de las exigencias en materia de depuración de aguas residuales o urbanas, a la ley de costas, a la calidad de agua -«que tiene que ser excelente, no buena»- y a la falta de socorristas.

Por comunidades, la Comunidad Valenciana encabeza el número de playas con bandera azul (con 129) -cuatro más que en 2016-, seguida de Galicia (113), Cataluña (95) y Andalucía (90).