José María Pérez se perfila como candidato «javierista» a la FSA

El acalde de Laviana, Adrián Barbón, identificado con el «sanchismo» apuesta por ceder el paso a una generación de «entre 30 y 40 años, con bagaje en política local»

José María Pérez
José María Pérez

Redacción

El actual concejal socialista de Gijón, que encabezó la lista de su partido en los últimos comicios municipales, gana enteros como candidato del sector «javierista» a la hora de pugnar por la dirección de la Federación Socialista Asturiana (FSA) en el próximo congreso regional de septiembre, que se celebrará después de que se haya cerrado el congreso federal que confirmará a Pedro Sánchez como lider del partido, y después de que el presidente asturiano anunciara que no optaría a renovar su mandato al frente del socialismo asturiano.

Fuentes socialistas han confirmado a La Voz de Asturias que, a día de hoy, José María Pérez es la persona con mayores opciones para representar al sector que fue derrotado en las primarias estatales. Entre el abanico de nombres que se han barajado en las últimas semanas estaba también el del actual portavoz del Gobierno y consejero de Presidencia, Guillermo Martínez, pero las mismas fuentes señalaron que estiman que elegirlo a él podría ocasionar «un roto» en el Ejecutivo asturiano que afronta el ecuador de la legislatura; además indicaron que Martínez lleva «de manera muy eficaz» la consejería y la portavocía del Gobierno.

Pese a todo, lo más previsible es que no se formalice ningún anuncio hasta una vez que haya transcurrido el Congreso Federal que se celebrará en Madrid los días 16 y 17 de junio, el próximo fin de semana. José María Pérez tiene experiencia municipal como concejal en Gijón y autonómica como diputado en la Junta General. En las últimas elecciones municipales encabezó la candidatura socialista a la alcaldía de Gijón aunque fue derrotado por Carmen Moriyón de Foro Asturias que ya había sido alcaldesa de la ciudad en el anterior mandato pese a no ser la candidata más votada gracias al respaldo del PP. En esta ocasión, Pérez intentó sumar apoyos junto a Izquierda Unida y la marca local de Podemos, Xixón Sí Puede, pero el acuerdo resultó imposible. Los morados convocaron una consulta ciudadana abierta a cualquier residente del municipio, en la que participaron también ediles de Foro en ejercicio, para preguntar si debían sumarse a este acuerdo o presentar su propia candidatura, que la opción ganadora finalmente. La imposibilidad de este acuerdo en Gijón provocó que la FSA retirase su respaldo al ya cerrado en Oviedo para que los socialistas apoyaran la candidatura de Somos, la marca de Podemos en la capital. Sin embargo finalmente Somos decidió apoyar al candidato socialista, en el último momento, para arrebatar la alcaldía de la capital al PP. Todos estos movimientos abrieron una brecha de desencuentro entre los socialistas y Podemos a nivel autonómico con reproches cruzados y reiterados a lo largo de toda la legislatura.

Los «millenials»

Se da por seguro también que el sector victorioso en las primarias, los sanchistas presentará a su propio candidato a dirigir la Federación Socialista Asturiana. Tampoco han querido avanzar nombres aunque entre los que destacan en las apuestas siempre aparece el del alcalde de Laviana Adrián Barbón. La agrupación de esta localidad celebró el pasado sábado un encuentro de militantes en el que se citaron muchos de los principales apoyos a la candidatura de Pedro Sánchez en el proceso interno socialista, entre ellos, la diputada nacional, Adriana Lastra. También se da la circunstancia de que Pérez y Barbón iniciaron su andadura en cargos públicos en la misma época.

Barbón ha apostado porque las riendas del partido en Asturias sea tomadas por una nueva generación de dirigentes «entre 30 y 40 años, con bagaje en política local y regional». Así lo señaló en una entrevista publicada este domingo por Eldiario.es. En ella el alcalde de Laviana destaca que apoyó a Sánchez en las primarias a pesar de que, según afirma, se le pudiera ver como «un caballo perdedor» y hace también una encendida defensa del sindicato minero SOMA. La central, cuyos principales dirigentes en las cuencas se alinearon también con firmeza a favor de Sánchez, vive bajo el peso de los escándalos de corrupción investigados en la actualidad y que son protagonizados por su histórico líder José Ángel Fernández Villa, al que el propio sindicato denunció por apropiación indebida y que se acogió a la amnistía fiscal aprobada por Montoro y que ha sido descalificada esta semana por el Tribunal Constitucional.

En la entrevista, Barbón afirma que «nada más salir la noticia, el SOMA y la FSA lo expulsaron fulminantemente. A renglón seguido, el sindicato ordenó una auditoría de sus recursos y se querelló contra él por presunta apropiación indebida de bienes. Es más, fueron sus propios ex compañeros los primeros en pedir petición de cárcel. Por tanto creo que el SOMA actúo impecablemente y me atrevería a decir que salió reforzado. Y la voluntad de defensa territorial de este sindicato, pese a estar herido y traicionado, es tan fuerte como siempre». El alcalde de Laviana, que es a su vez presidente de la Asociación de Comarcas Mineras (ACOM), defiende también iniciativas para primar el consumo de mineral nacional así como una renovación del «modelo de partido».

Valora este artículo

7 votos
Comentarios

José María Pérez se perfila como candidato «javierista» a la FSA