Menos bajas laborales, pero más largas

Los trabajadores del Principado apenas registran 18 bajas por cada 1.000 empleados, pero su duración media es de 55 días

Protesta de los trabajadores de Duro Felguera
Protesta de los trabajadores de Duro Felguera

Redacción

El número de bajas mensuales por cada mil trabajadores en el Principado de Asturias es de los menos elevados de toda España, según se extrae de los últimos datos publicados por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social. Los trabajadores asturianos reciben de media 18,15 bajas por cada 1.000 empleados, muy alejados de la media de España, situada en 24,14 bajas. Solo tres comunidades, Extremadura, Valencia y Galicia, presentan guarismos inferiores a los asturianos, mientras que Navarra se va hasta las 43,57 bajas y está en la primera posición del ranking.

Sin embargo, la pirámide se invierte si valoramos la duración media de las bajas laborales. En esa clasificación Asturias asciende de la antepenúltima a la tercera posición, por detrás precisamente de Extremadura y Galicia. Las bajas laborales de los asturianos son pocas pero muy largas, una media de 55,85 días de duración. Esta vez la media española queda muy por debajo, en 38,17 días, y la comunidad que se sitúa en última posición es la que antes estaba la primera, Navarra, donde las bajas apenas duran 24 días.

Esta relación inversa se achaca a diferentes causas, como por ejemplo la mayor edad media de los trabajadores, sin embargo lo cierto es que no hay una causa concreta. Fuentes del sector apuntan a la disparidad entre comunidades a la hora de gestionar las bajas como posible causa, además de la existencia de más o menos listas de espera para las pruebas médicas alarga la duración de las bajas.

Casi 76.000 millones de coste

Según un estudio realizado por Asociación de Mutuas de Accidentes de Trabajo (AMAT), el coste del absentismo laboral en España se estima en 75.900 millones de euros. De este montante total, 5.773 millones corresponden al importe de las prestaciones desembolsadas por la Seguridad Social y las propias mutuas; otros 5.500, al coste que soportan directamente las empresas, y la partida más importante, nada menos que 64.600 millones de euros, sería el denominado coste de oportunidad.

Los autónomos sí enferman

A pesar de que los datos confirman que los autónomos no pueden permitirse darse de baja, ya que sus números se sitúan en 9,5 bajas por cada 1.000 autónomos, estos últimos sí que se ponen enfermos. De hecho la duración media de sus bajas es la más larga, de unos 91 días, lo que explicita que ellos únicamente se dan de baja en caso de imperiosa necesidad.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Menos bajas laborales, pero más largas