Imagen:

Las cámaras de control del cinturón de seguridad ya operan en Asturias

Hasta 227 unidades de vigilancia se irán activando en los próximos días a nivel estatal, cinco de ellas en el Principado


Redacción

Desde el pasado 11 de septiembre la DGT ha puesto en funcionamiento a nivel estatal las primeras 50 cámaras de vigilancia que controlan el uso del cinturón de seguridad en carretera. A lo largo de los próximos días se irán activando más hasta alcanzar un total de 227 en toda España, cinco de las cuales están en Asturias. Estas cámaras fueron instaladas en pasado mes de abril tanto en vías convencionales como de alta capacidad.

Las cinco cámaras distribuidas por el Principado se sitúan por la zona centro. La primera de ellas estará en la AS-266, a la altura del polígono industrial de Lugones. Una segunda estará situada en la AI-81, a la altura de Roves, y otra en la N-632, antes del campo de golf de La Llorea. Por último, las dos restantes están situadas en una zona muy próxima, cerca de Luanco. La primera en la AS-239 y la segunda en la calle La Tejera, dentro de la urbanización Los Laureles.

Gregorio Serrano, director de la DGT, ha explicado que están cámaras detectan a los conductores que no llevan el cinturón de seguridad puesto con el objetivo de evitar víctimas. Durante los primeros dos meses, los conductores que hayan sido captados simplemente recibirán una carta informativa, pero pasado ese plazo se iniciará el proceso sancionador de 200 euros y tres puntos del carnet. Además, la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil arrancará una campaña intensiva en carretera para comprobar el correcto uso de dicho dispositivo.

La DGT recuerda que el uso del cinturón de seguridad reduce a la mitad la probabilidad de fallecimiento en un accidente. En Europa, no usar el cinturón de seguridad es la segunda causa de muerte en carretera, solo por detrás del exceso de velocidad y delante del alcohol. En España, hasta el 28% de los fallecidos en turismos este verano no llevaba puesto el cinturón de seguridad.

Atención especial a la vuelta al cole

El retorno de la actividad escolar es una de las principales preocupaciones de la DGT. Los agentes controlarán de forma especial a los niños en esta campaña de seguridad, cerciorando que vayan bien protegidos en sus vehículos. Tráfico recuerda que los pasajeros de menos de 1,35 metros de altura deben usar un sistema de retención infantil, es decir, una sillita adecuada a su tamaño. No podrán ir en el asiento delantero salvo que no haya traseros o que ya estén ocupados por otros niños. Además, la DGT recuerda que la mayor parte de accidentes se producen en trayectos cortos, por lo que también hay que utilizar el cinturón de seguridad para llevar a los niños al colegio.

Valora este artículo

2 votos
Etiquetas
DGT Guardia Civil Tráfico Accidentes de Tráfico
Comentarios