Una médica SAC indignada carga en un vídeo contra la consejería

Yolanda López, destinada en los Oscos, denuncia un cambio de perfil en las plazas de las oposiciones y teme que sea una venganza con el colectivo que exige mejoras salariales

Una médica SAC indignada carga contra la consejería Yolanda López lleva 12 años como interina en una plaza de SAC, en los Oscos. Disfruta de su profesión y no quiere cambiarla por una consulta estable. Está indignada con el cambio de perfil de plazas en las oposiciones de primaria. Le parece una jugarreta

Redacción

«Hoy debería estar haciendo la oposición Sac». Así comienza Yolanda López, interina desde hace 12 años del Servicio de Atención Continuada (SAC) en los Oscos, un vídeo en el que anuncia su intención de impugnar la oposición de atención primaria que hoy se está celebrando en Oviedo. Esta médica, al igual que sus compañeros de servicio, se muestra indignada por el cambio de perfil de las plazas que trascendió solo 48 horas antes de que diese comienzo el examen, cuando ya no se habían inscrito. Explica que la convocatoria era para médicos de familia pero exclusivamente para centros de salud. Por esa razón, ni ella ni otros compañeros que quieren seguir siendo SAC y no médicos de cabecera, no pagaron las tasas para presentarse. Pero ahora el escenario parece completamente distinto. De hecho, esta misma mañana, el consejero de Sanidad, Francisco del Busto, ha confirmado que sí son plazas SAC. Ha dicho que los 89 profesionales de este cuerpo son interinos y que ha sacado todas las plazas, la mitad a traslados y la mitad a oposición con la idea de «estabilizar el empleo».

«Dudo si esto será una venganza contra los Sac por estos dos últimos años de protestas», explica Yolanda López indignada. Recuerda así que llevan peleando por la mejora de sus condiciones socioeconómicas y por la equiparación con otros colectivos que realizan tareas idénticas. El Servicio de Salud del Principado (Sespa) ya ha mejorado a los SUAP pero no todavía a ellos. «Nos ha llamado de todo, hasta peseteros», denuncia, cuando en realidad son los peor pagados. De hecho, la historia del SAC se escribe en términos de discriminación. Esta profesional cuenta que el cuerpo se creó en el 2005 y se dotaron las plazas en el 2006. En el mismo documento en el que se establecía esta nueva figura, se suscribía la obligación de sacar las plazas a oposición ese mismo año. Ese examen nunca se ha celebrado, hasta hoy.

Pese a la dureza de las condiciones, Yolanda López explica que ella es SAC y quiere seguir siéndolo. Está contenta en su destino de los Oscos, en el que no cuenta ni con ambulancia ni tampoco con el SUAP. Incluso en el vídeo les manda un saludo a sus pacientes, a los que tiene que atender todo tipo de patologías, de las más graves a las más sencillas, «desde una cagalera a un infarto», explica de una manera muy gráfica. Ha asumido la forma de vida en la que trata emergencias, en los fines de semana. No se ve sentada en una consulta o siendo «médico para todo». Eso es lo que teme que va a pasar a partir de ahora. «No les gustan los médicos SAC. Se arrepintieron de haber creado el cuerpo casi desde el principio. Lo que pretenden ahora es tener médicos para todo, lo que denominan médicos de zona», explica, tal y como ya han hecho en otras comunidades. En teoría, detalla, son profesionales que tienen que estar disponibles para cualquier cosa. Tiene plaza pero no un destino, así que tan pronto pueden estar haciendo guardias como cubriendo una sustitución en un centro de salud.

Esta SAC de los Oscos no quiere eso. Lo tiene claro. Pretende seguir siendo médico de urgencias, tal y como le tuvo que reconocer incluso un juzgado. Relata que en una ocasión ya llevó al Sespa a los tribunales. Lo hizo para reconocer un asunto de jornada. La administración negó entonces que su trabajo consistiese en atender urgencias. Ella llevó incluso informes y pantallazos de ordenador con sus funciones. La sentencia le dio la razón.

Yolanda López no está hoy en la oposición. Se hubiera presentado si hubiera sabido que su plaza salía a concurso. Sabía que el Sespa les había dicho a los sindicatos, hace dos semanas, que en las convocatorias de este año se iban a meter los puestos SAC. Pero no tenía ni idea de que ya estaban en esta. Las sospechas comenzaron porque en el listado de plazas publicado por la Administración había unas cuantas sin identificar y su número coincidía con los diferentes médicos del Servicio de Atención Continuada. «La oposición es carne de impugnación», lamenta. Desea suerte a todos los que se han presentado pero está convencida de que va a terminar todo en los tribunales. «Así funciona el Sespa», critica.

El mismo trabajo y sueldos peores, el personal de urgencias está en huelga

Susana D. Machargo
Huelga de médicos y enfermeras Servicio de Atención Continuada (SAC), en Atención Primaria.Huelga de médicos y enfermeras Servicio de Atención Continuada (SAC), en Atención Primaria
Huelga de médicos y enfermeras Servicio de Atención Continuada (SAC), en Atención Primaria

La plantilla del SAC exige la equiparación de sus condiciones laborales con el resto de médicos y enfermeros que realizan idénticas funciones. Califican de «abusivos» los servicios mínimos

El Martes de Campo un enfermero del Servicio de Atención Continuada (SAC) trabajó en el centro de salud de La Corredoria. Ese mismo día un enfermero del Servicio de Urgencias de Atención Primaria (SUAP) cubrió el servicio en el ambulatorio de La Lila. Los dos realizaron la misma función aunque pertenecen a cuerpos profesionales que se llaman de manera distinta. El de la Lila cobró el complemento por día festivo. El de La Corredoria no. En Pola de Siero, dos enfermeras comparten turno de urgencias en el centro de salud. Una es SUAP y la otra SAC. No perciben el mismo salario. La deuda acumulada de los últimos 12 años por los profesionales que integran el SAC, que en la actualidad están a la cola en derechos, se calcula en miles de euros. Solo en concepto de productividad fija un médico del SAC ha cobrado 31.000 euros menos que un colega que desempeña las mismas funciones. En el caso de las enfermeras la diferencia es de 25.000 euros. Estos ejemplos recogen las principales razones por las que los 240 profesionales del servicio han comenzado una huelga de tres días. Es solo el primer paso. Están dispuestos a llegar hasta los tribunales si es necesario para acabar con los agravios. Consideran que 12 años de paciencia son más que suficientes para demostrar su buena voluntad.

Seguir leyendo

Valora este artículo

11 votos
Tags
Comentarios

Una médica SAC indignada carga en un vídeo contra la consejería