La «psicosis» del anisakis puede llevar al sector pesquero asturiano «a pique»

Carmen Liedo REDACCIÓN

ASTURIAS

Ministerio Sanidad, Consumo y Bienestar Social

El precio ha caído hasta en un 70% en algunos tipos de pescado porque el descenso del consumo ha sido de más del 80%, según la Asociación de Minoristas de Pescado de Asturias. El colectivo pide al Principado campañas que ayuden a relanzar las ventas

02 ago 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

El sector pesquero asturiano está sufriendo y mucho las informaciones «no del todo correctas» que han surgido últimamente en torno al anisakis, un parásito conocido desde hace décadas por quienes trabajan en este sector que recurrentemente salta a la actualidad, en ocasiones, de forma sobredimensionada perjudicando a toda la cadena, desde el pescador que hace las capturas, pasando por los distribuidores hasta quien comercializa ese pescado. Las consecuencias son una caída del precio de entre un 50 y el 70%, según el tipo, y un «descenso brutal» del consumo de pescado que desde la Asociación de Empresarios Minoristas de Pescado de Asturias cifran en más de un 80%.

El presidente de la Federación de Cofradías de Pescadores de Asturias, Dimas García, no entiende el por qué de «la psicosis que hay ahora con el anisakis». Lo que sabe es que las informaciones incorrectas que se dan han hecho «mucho daño a los precios». «El anisakis no es de ahora, ya lo había. Es más, puede que ahora haya menos que hace 30 años», comenta Dimas García, que manifiesta que «la alarma social que se ha generado ha causado mucho perjuicio al sector pesquero», como prueba el que «el precio del pescado ha bajado mucho».

Así lo corrobora el secretario de la Asociación de Empresarios Minoristas de Pescado de Asturias, Gonzalo García, que cifra ese descenso del precio desde un 50% hasta un 70% dependiendo del tipo de pescado que sea. A esto añade el descenso del consumo, que asegura que ha sido de más del 80%. Él, que además tiene una pescadería, confirma la desconfianza que tiene la gente por el pescado fresco en buena medida, apunta, porque a veces la información «la da gente experta y otras gente que sólo dice ocurrencias», lamenta. Al igual que el presidente de la Federación de Cofradías de Asturias, comenta que el anisakis «ya existía cuando yo empecé como pescadero hace 40 años» y que entonces no se tenía tan claro lo que era, pero que «ya estaba» en muchos pescados, sobre todo pescadería menuda, como puede ser la merluza, el bocarte, la sardina o la bacalada.