Así son los asturianos de septiembre de 2018 (según el CIS)

Luis Ordóñez
Luis Ordóñez REDACCION

ASTURIAS

PACO RODRÍGUEZ

Centristas, poco religiosos, con mucho apego a la democracia y muy polarizados respecto a la reorganización del Estado

28 sep 2018 . Actualizado a las 17:35 h.

Los asturianos de septiembre del año 2018, al menos los que fueron consultados por el Centro de Investigaciones Sociológicas, se definen como gente moderada y centrista, son a mucha distancia del resto de territorios del Estado los que creen que no hay mejor forma de gobierno que la democracia y no están dispuestos a admitir excepciones que justifiquen una dictadura; se sienten muy orgullosos de cómo se desarrollo el proceso de Transición política hace 40 años pero creen de forma mayoritaria que la Constitución debe reformarse sobre todo para aumentar la protección de los derechos sociales. Son muy poco religiosos o, al menos, casi nunca asisten a ceremonias religiosas, muy poco respecto al resto de comunidades; y de forma mayoritaria, con muchísima distancia respecto a cualquier otro problema, lo que más preocupa a los asturianos es el paro, la posibilidad de quedarse ellos mismos en situación de desempleo o que le suceda a sus allegados.

Los más democrátas

La última encuesta del CIS realiza un amplio abanico de cuestiones sobre asuntos de muy diversa índole que se ofrecen por comunidades autónomas y, en ellas, Asturias destaca de manera singular en varios puntos. Por ejemplo, los asturianos aman la democracia con mayor intensidad que cualquier otro territorio del Estado, son los que con mayor rotundidad (en un 94,7%) de los casos afirmativa que comparte la frase de que «la democracia es preferible a cualquier otra forma de gobierno» y apenas un 2,7% justificaría en alguna circunstancia un régimen autoritario. También está en Asturias el porcentaje más elevado (el 14%) de personas que se dicen muy satisfechas respecto a la forma en que funciona la democracia en España, aunque la mayoría (el 52%) sólo está bastante satisfecho, un 28% poco satisfecho. En Asturias, entre los encuestados, el 88% dice sentirse orgulloso de cómo se desarrolló la Transición de la dictadura a la democracia, el porcentaje más elevado del Estado y aunque el apoyo a la Constitución también es mayoritario, el deseo de reformarla cuenta con un muy relevante apoyo.

Sí a reformar la Constitución

Un 58% de los asturianos cree necesario reformar la Carta Magna 40 años después de su aprobación frente al 22,7% partidario de dejarla como está. Entre quienes quieren cambiarla se dividen a la mitad los que quieren una reforma amplia y una pequeña y respecto a qué puntos deben reformarse destacan de forma intensa la necesidad de mejorar la protección de los derechos sociales (29,5%), incrementar la transparencia y el control de la actividad política (27,3%), mejorar la coordinación de las competencias en sanidad y educación (un 25%), la sucesión de la corona --que en la actualidad hace prevalecer al heredero varón-- (un 22%) y también garantizar mayor igualdad para las mujeres (un 15%).