Los autónomos aceptan el trato: 5,3 euros más a cambio de dos años de paro

El acuerdo beneficia a siete de cada diez afiliados asturianos que pagan la cuota mínima de cotización. hasta ahora, solo han conseguido la prestación por cese la mitad de los que la han pedido

Cuadro de afiliación de autónomos en Asturias
Cuadro de afiliación de autónomos en Asturias

Redacción

Los autónomos asturianos, como los del resto del país, verán incrementada a partir del 1 de enero de 2019 la cuota mensual por pertenecer al RETA (Régimen Especial de Trabajadores Autónomos) en 5,3 euros a tenor del acuerdo alcanzado el miércoles entre la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, y los representantes de las cuatro principales organizaciones de autónomos, que fijaron un incremento del 1,25% de la base mínima de cotización. Esto les supondrá a los trabajadores por cuenta propia pagar 64 euros más al año, de forma que si el coste cada mes es de 283,3 euros, ser autónomo supondrá un desembolso de 3.400 euros el próximo año. Sin embargo, esta última subida que se ha pactado ha sido bien acogida por el sector en tanto que la ven compensada con una serie de coberturas sociales que durante años han demandado, una de las más importantes, que se universaliza el derecho a cobrar el subsidio por cese de actividad.

Esta medida se estima que puede beneficiar a siete de cada diez trabajadores por cuenta propia que en Asturias venían pagando hasta ahora la cuota mínima de cotización. Y es que para poder a esa prestación antes de este acuerdo, había que pagar más aunque no se garantizaba el tener derecho a la misma sólo por el hecho de abonar más cantidad. De hecho, la prestación por cese de actividad fue denegada a casi la mitad de los autónomos asturianos que la solicitaron en lo que va de año.

Asturias tenía a finales de octubre 74.263 afiliados al RETA, de los que algo más de 47.000 son personas físicas, mientras que el resto son autónomos societarios. Si bien han ido adquiriendo ventajas en los últimos años gracias a que los distintos gobiernos han legislado a favor del sector, cierto es también que esto les ha supuesto a los autónomos un incremento de casi 40 euros respecto a lo que pagaban hace una década. En el 2008, cuando la crisis empezaba a dejarse ver, los trabajadores por cuenta propia pagaban una cuota de 244 euros cuando, como se decía anteriormente, a partir del próximo mes tendrán que pagar 283,3 euros con el aumento pactado a mediados de esta semana, si por lo que se cotiza es por la base mínima. Si el afiliado decide cotizar por una base superior, entonces la cifra de recargo resultante también será mayor.

Según los datos facilitados por la Asociación de Trabajadores Autónomos de Asturias, de los autónomos afiliados como persona física, que fueron 47.427 (el resto de autónomos hasta 74.400 son autónomos societarios), el 76,8% (36.427 afiliados) cotizaron la base mínima. Es decir, que todos ellos pasarán a tener la oportunidad de solicitar la prestación por cese de actividad, que pasa a durar hasta dos años, por el incremento de 5,3 euros en su cuota mensual. Además, hay que tener en cuenta que quienes hasta ahora pagaban más de cuota para tener subsidio, tampoco lo tenían garantizado. De hecho, de las 64 solicitudes que se presentaron hasta el tercer trimestre de este año, sólo 33 solicitudes fueron resueltas favorablemente en primera instancia, con lo que casi la mitad de ellas fueron rechazadas o están pendientes de resolver. Esto se debe a la dureza de los requisitos exigidos, en especial a la hora de justificar las pérdidas. En teoría, las condiciones para acceder a la prestación por cese de actividad, el equivalente a la prestación por desempleo de cualquier otro trabajador por cuenta ajena, serán más flexibles.

La presidenta de ATA Asturias, Patricia Oreña, ha dicho que tras una negociación larga y complicada, «finalmente estamos satisfechos», ya que entiende que una subida de 5,3 euros en la cuota mensual es «asumible» teniendo en cuenta lo que mejoran las coberturas para los autónomos, aunque se mostró consciente de que para los trabajadores que están más al límite, esa subida también les supondrá un esfuerzo. Lo que tiene claro es que el incremento de la cuota de 60 euros que se planteó inicialmente por parte del Gobierno era «imposible» para el sector en general y para los autónomos asturianos, en particular. «Tenemos que estar contentos porque el camino fue largo y complicado», ha manifestado Oreña, que confía en que lo pactado con la ministra de Trabajo de «estabilidad y mejoras» a los autónomos «porque nos lo merecemos».

Las nuevas medidas son consideradas por la presidenta de ATA un revulsivo «para generar conciencia emprendedora» y ayudar a favorecer el clima en un sector que, recuerda, da mucho empleo. Por eso, tiene en cuenta también que aunque en los últimos años se han producido cambios favorables para los autónomos que hay que «valorar positivamente», la misma señala que «quedan cosas por hacer», como la legislar la forma de pagar una cuota acorde a los ingresos reales que se tienen.

De igual modo, desde CEAT-Asturias (los autónomos de FADE) también han aplaudido el acuerdo alcanzado a nivel nacional al entender «que abre la puerta a la voluntaria incorporación del autónomo societario al régimen general y establece una transición prudente a la espera de la futura regulación en función de los ingresos». También señala que el compromiso de la Administración respecto al cese de la actividad, dirigido a hacerla más operativa y simple, es una medida acertada que permitirá superar las dificultades actuales para cobrar dicho cese.

Las nuevas coberturas para los autónomos en 2019

El acuerdo mejora las coberturas de los trabajadores autónomos de la siguiente manera:

• Se mejorará el acceso a la cobertura por cese de actividad (el paro de los autónomos), mejorando su acceso, flexibilizando las condiciones y ampliando la duración de la prestación.

•Los autónomos podrán cobrar la prestación por accidente de trabajo o enfermedad profesional desde el primer día de baja.

•Todos los autónomos podrán acceder a la formación continua y reciclaje profesional.

•Los trabajadores autónomos no pagarán la cuota de Seguridad Social a partir del segundo mes de baja por enfermedad o incapacidad temporal hasta el momento del alta.

Las mujeres autónomas podrán obtener una tarifa plana de 60 € durante 12 meses sin necesidad de cesar previamente en su actividad dentro de los 24 meses posteriores a la prestación de baja por maternidad.

•Aunque se había rumoreado que la tarifa plana podría tener sus días contados, al menos durante el año que viene se mantendrán las bonificaciones posteriores actuales de la tarifa plana tras los 12 primeros meses de actividad. Los beneficiarios de la tarifa plana tendrán acceso a los mismos derechos y prestaciones.

Comentarios

Los autónomos aceptan el trato: 5,3 euros más a cambio de dos años de paro