La borrasca Gareth llega a Asturias

Se esperan lluvias que caerán en forma de nieve a partir de los mil metros de altura

Una calle de Oviedo bajo la lluvia
Una calle de Oviedo bajo la lluvia

Redacción

Los ciclones extratropicales vuelven al acecho. Mañana Gareth, una profunda borrasca bautizada por el servicio meteorológico del Reino Unido (Met Office) afectará a Asturias. Está situada al oeste de Irlanda con una presión bastante baja, de unos 960 milibares. El frente asociado cruzará la comunidad por la tarde. La posición actual del anticiclón de las Azores provocará que las lluvias vengan acompañadas de vientos del noroeste. Una situación poco habitual, ya que los frentes suelen venir, en la mayoría de los casos, con una circulación del suroeste.

Esos vientos de componente norte, además de generar precipitaciones, arrastrarán aire frío de origen polar. Esto permitirá que la lluvia caiga en forma de nieve. Durante las últimas horas de la jornada la cota se va a situar en torno a los mil metros de altura. Las temperaturas también descenderán, tanto las máximas como las mínimas. Los valores más altos del miércoles no superarán en localidades del interior los once grados, como es el caso de San Martín del Rey Aurelio, según refleja los datos de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). El viento soplará con fuerza en la costa norte. En el litoral asturiano se activará un aviso de color naranja por rachas superiores a los ochenta kilómetros por hora.

MeteoGalicia/status/1105129089004945414"/>

Durante esa jornada, la lluvia irá a menos pero el frío a más. Seguirá nevando por la mañana a partir de los mil metros. Las temperatura mínimas bajarán en toda la región, aunque las máximas sufrirán el mayor descenso. En San Martín del Rey Aurelio y Mieres, el derrumbe es de 10 y 9 grados en apenas un día. Mientras tanto, en la cordillera habrá alerta amarilla por nevadas. Además, la mar combinada del noroeste ha obligado a la Agencia Estatal de Meteorología a tener que activar un aviso de color naranja para este miércoles por olas que podrían superar los siete metros de altura en toda la costa.

El jueves desaparecerán durante la tarde las borrascas, permitiendo que Asturias recupera la influencia de las altas presiones, sin matices. Únicamente se formarán nieblas matinales. Por la tarde, el cielo estará despejado. Las temperaturas mínimas seguirán siendo bajas y las noches frías pero las máximas ascenderán ligeramente, subida que será significativa la jornada del viernes. La influencia del anticiclón se mantendrá también durante el viernes, permitiendo que el tiempo siga siendo seco.

Nueva borrasca el domingo

El sábado será una jornada de transición. Por la mañana se esperan claros, pero ya de tarde las nubes irán en aumento desde el oeste. Por la noche llegará un nuevo frente asociado a otra borrasca que estará localizada cerca del Reino Unido. Las precipitaciones más importantes se concentrarán durante la madrugada del sábado al domingo. Por la mañana volverán a soplar los vientos del noroeste, que una vez más traerán chaparrones a toda la comunidad y probablemente nieve a las zonas de montaña, además de un nuevo descenso de las temperaturas, sobre todo de las máximas.

Comentarios

La borrasca Gareth llega a Asturias