Oviedo

El joven de 31 años que ayer se partió un brazo al volcar en la autopista del Huerna la furgoneta que trasladaba al equipo de baloncesto en silla de ruedas de Avilés, se encuentra muy optimista, tranquilo y con ganas de volver a jugar.

Bayron Álvarez, el único de los nueve miembros del equipo que viajaban en la furgoneta accidentada que continúa hospitalizado, fue intervenido ayer en el Hospital Universitario Central de Asturias de una fractura de húmero y este domingo ha sido trasladado ya a planta, tras pasar la noche en reanimación.

En su habitación le ha visitado este mediodía la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luisa Carcedo, que ha estado acompañada por el secretario general de Sanidad, Faustino Blanco, y por el consejero de Salud del Principado, Francisco del Busto.

El jugador, que también ha recibido la visita de algunos compañeros de equipo, les trasladó que aún tenía «machacada la espalda» por el golpe provocado por el vuelco de la furgoneta, pero que se encuentra bien de ánimos, optimista y tranquilo.

La ministra, por su parte, ha asegurado que la visita estaba justificada porque merece la pena recordar a la gente las capacidades que tienen las personas con discapacidad y llamar la atención sobre la necesidad de apostar por un modelo de convivencia que parta del principio de accesibilidad universal.

Los ocupantes de la furgoneta que transportaba al equipo de baloncesto de baloncesto adaptado Garmat de Avilés resultaron heridos ayer al mediodía al volcar el vehículo en la AP-66, a la altura de Caldas de Luna (León), cuando se viajaban en sentido León para disputar un partido en Leganés. La mayoría de ellos sufrió heridas leves o muy leves, de las que fueron atendidos en el Hospital Álvarez-Buylla, mientras que al HUCA fue trasladado el más grave. 

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at www.lavozdeasturias.es Port 80
Comentarios

El herido del equipo de baloncesto adaptado accidentado, con ganas de volver jugar