Mallada da un portazo a Foro

La candidata del PP cree que cualquier pacto de futuro con los foristas no tiene futuro. El papel secundario de Cascos en campaña. El baile de ministros en Oviedo: Borrell el sábado. Y Garzón hará campaña por IU

Mallada y Casado, ayer en Villaviciosa
Mallada y Casado, ayer en Villaviciosa

Teresa Mallada no quiere ningún tipo de pactos futuros con Foro. Ha dicho basta. Si en la campaña del 28-A la candidata a la presidencia por el PP ya expresó su malestar con que su partido acudiese en coalición con el partido casquista, el resultado final, piensa Mallada, le ha dado la razón. Por eso, en conversación con este periódico, Mallada cree que cualquier pacto de futuro con los foristas no tiene futuro. Se acabó. La candidata popular ni siquiera acepta que la Variante de Pajares se construya en ancho internacional, como acordaron ambos partidos en Oviedo en marzo, con Casado y Cascos. El gran deseo de Mallada es que la alta velocidad llegue a Asturias lo antes posible, sin más demoras, y si ese deseo pasa por la actual solución propuesta por el ministro Ábalos, pues debe aceptarse.  

Mallada le da un portazo a Foro y tampoco quiere hablar de Vox, de quien no conoce ni una sola propuesta para Asturias. Su estrategia electoral pasa por ningunear a Vox, aunque si su aspiración es la presidencia, los pactos con Foro y Vox parecen irremediables. Y todo ello pendiente de lo que disponga Mercedes Fernández, la presidente del PP, y encendida defensora del pacto con Foro pese a que Isidro Oblanca se quedó sin plaza en las Cortes y solo Paloma Gázquez consiguió el escaño. Cherines responsabilizó a Javier Maroto del bajonazo electoral de abril y exculpó a Pablo Casado. Ayer comparecieron todos en un llagar de Quintueles, un mitin con encanto chigrero, muy asturiano.  

El papel de Cascos

Francisco Álvarez-Cascos, vicepresidente y fundador de Foro Asturias, está ocupando un papel secundario en la campaña de Carmen Moriyón a la presidencia. La alcaldesa de Gijón está  acostumbrada a mandar, confesó la regidora a este periódico, con su tono apaciguado, y en su partido dan fe de sus palabras. Cascos acudió el jueves a Las Vegas, en Corvera, para hacer campaña. El expresidente arremetió contra las políticas energéticas de PP y PSOE y advirtió de la pérdida de empleo en ArcelorMittal. Cascos también estuvo en un segundo plano hace cuatro años, cuando Cristina Coto aspiró a la presidencia, pero en esta ocasión el segundo plano lo es de verdad.

Galería de ministros

El PSOE quiere rentabilizar su filón gubernamental. No solo la presencia de Pedro Sánchez en Gijón, sino que ha mandado de gira a sus ministros. María Luisa Carcedo prácticamente está instalada en Asturias echando una mano a Adrián Barbón, por Oviedo ýa ha pasado Nadia Calviño y Josep Borrell, un buen mitinero, presidirá un acto en Pumarín el próximo sábado en el polideportivo de Pumarín. A falta de presencia en Oviedo de Pedro Sánchez, a Wenceslao López le están compensando con el desfile de ministros.

Llega Garzón

Y más presencia de estrellas nacionales. Alberto Garzón acude también el sábado a Gijón al acto central de IU Asturias. Es decir, que Garzón pedirá el voto para IU Asturias: es de esperar que no pida el voto para la confluencia con Podemos, según podría bromear algún viejo militante de IU. En el acto intervendrá también Faustino Zapico, Ana Castaño, Aurelio Martín y Ángela Vallina. Será la ocasión de compadrear y olvidar por unas horas el duro pulso que Garzón ha mantenido con la organización en Asturias. Las campañas electorales lo tapan todo.

Comentarios

Mallada da un portazo a Foro