Cuando el bucle es oro: cómo puede la economía circular mejorar Asturias

La Voz

ASTURIAS

economía circular, planta, naturaleza, reciclaje, recursos, tierra
Alfonso NavarroUnplash

La Agrupación de Sociedades Asturianas de Trabajo Asociado y Economía Social (ASATA) impulsa un proyecto pionero en la materia

10 jun 2019 . Actualizado a las 08:34 h.

Suena a sentido común. El planteamiento consiste en contribuir a la sostenibilidad en el mundo empresarial y del emprendimiento, al mismo tiempo que se favorece el uso eficiente de recursos y materiales y que se propicia un cambio de mentalidad sobre el consumo, para alargar el ciclo de vida de los productos y, crear nuevos procesos y servicios más sostenibles, responsables y eficientes. Si le gusta la idea y si considera que ha llegado el momento de colaborar con un cambio de mentalidad, entonces debe descubrir qué es el proyecto Economía Circular: hacia la ecoeficiencia empresarial. Le podemos adelantar que se trata de una iniciativa de Agrupación de Sociedades Asturianas de Trabajo Asociado y Economía Social (ASATA),  en colaboración con Gijón Impulsa, que ya ha dado sus primeros pasos.

Antes de seguir leyendo debe saber que esta misma semana puede entrar en contacto con los promotores y con expertos en la materia. Este jueves, 13 de junio, a las doce del mediodía, en el salón de actos del Parque Científico y Tecnológico de Gijón tendrá lugar la presentación de la charla La Estrategia Española de la Economía Circular, a manos de Carmen Durán, que es la consejera técnica de la Subdirección General de Residuos, y responsable de Economía Circular en el Ministerio para la Transición Ecológica. Es la tercera ponencia que se programa. Antes Metixell Barroso, gerente de Econia, ya habló de El camino a la Circularidad y Emilio Cerdá hizo lo propio con la Teoría y práctica de la economía circular.

El proyecto

La teoría del proyecto suena muy bien, pero ¿en qué se traduce? ¿Cómo se concreta? ASATA explica que cuenta con cinco objetivos muy concretos. La prioridad es dar a conocer la economía circular y mostrar a los agentes interesados cómo se puede aplicar. El segundo paso consiste en mostrar nuevos modelos de negocio al alcance de empresas ya formadas o de emprendedores que estén madurando dar el salto. El tercer pilar sería ofrecer experiencias concretas y el conocimiento que han generado. Esto se consigue recurriendo a expertos pero también contactando con casos de éxito. La parte final es eminentemente práctica: apoyar el desarrollo de nuevos proyectos empresariales y la consolidación de empresas.