Restauradores de España anuncian una batalla jurídica para frenar la rehabilitación del Chao Samartín

La asociación defiende que el proyecto supone una propuesta «desfasada, inútil y depredadora»

Chao Samartín, en Grandas de Salime
Chao Samartín, en Grandas de Salime

Oviedo

La presidenta de la Asociación Profesional de Conservadores-Restauradores de Bienes Culturales de España (ACRE), Ana Galán, ha remitido cartas al Ministerio de Fomento, al Ministerio de Cultura y a la Consejería de Cultura del Principado de Asturias para mostrar su oposición frontal en relación al actual proyecto de restauración del Castro Chao Samartín, propuesto para ser financiado con el 1% cultural, según Europa Press. 

Según ACRE, el mencionado proyecto no es merecedor de tal financiación. De hecho, coinciden con la opinión expuesta en un informe elaborado por parte del profesor de la Escuela Superior de Conservación y Restauración de Bienes Culturales de Galicia, Fernando Carrera, quien afirma que el proyecto supone una propuesta «desfasada, inútil y depredadora». «No es una propuesta conservadora, ni en lo curativo ni en lo preventivo, mas bien parece una intervención eminentemente constructiva que ignora fases y lecturas esenciales, que olvidad el patrimonio original y su cuidado», advierte Carrera.

Desde ACRE suscriben esa opinión y recuerdan que el Castro Chao Samartín ostenta la condición de Bien de Interés Cultural (BIC) y por tanto tiene la máxima protección jurídica. Por ello están dispuestos a recurrir a todas las vías si es necesario para truncar un proyecto «incorrecto» desde un punto de vista conservador y también jurídico. La financiación del mismo sería «injustificable», sostienen. Recuerdan que se trata de dinero público e insisten en que el proyecto redactado puede llegar a contravenir criterios de la legislación del patrimonio cultural. «Las actuaciones propuestas pueden resultar muy lesivas», alertan. 

Comentarios

Restauradores de España anuncian una batalla jurídica para frenar la rehabilitación del Chao Samartín