Vesuvius acelera el ERE y rechaza negociar el cierre

«La empresa tomó la decisión de ser el enemigo de Asturias y de los asturianos», señala CCOO al finalizar la reunión con la dirección

La asamblea de trabajadores de Vesuvius
La asamblea de trabajadores de Vesuvius

La dirección del grupo Vesuvius Ibérica se ha mostrado implacable en la reunión que esta mañana mantenía con la representación de los trabajadores de las factorías de Langreo y Miranda de Ebro y ha presentado el expediente de extinción de empleo de los 111 trabajadores de la planta langreana y los 17 de la burgalesa, rechazando la propuesta de negociación que le realizó Comisiones Obreras antes de que diera comienzo el encuentro. «Vesuvius tiene claro que viene a cerrar», ha señalado el secretario de la Federación de Industria de CC OO, Damián Manzano, quien considera que la compañía «se está equivocando» como se equivocó hace una década cuando hizo un planteamiento similar. Al igual que entonces, el sindicato está decidido «a combatir por vía legal y en la calle» durante los 30 días que durará el periodo de consultas «para que retiren la medida». La multinacional ha pospuesto, sin fijar ninguna fecha en el futuro, la reunión que debía celebrar con la corporación de Langreo. 

Manzano ha dicho que es «una postura lamentable» la que ha tomado la dirección de la empresa Vesuvius cuando desde los distintos ámbitos, tanto el sindical como el político, le están invitando a plantear su problemática para buscar una solución. «Vesuvius tiene prisa por cerrar y por despedir», ha sacado en conclusión el dirigente sindical, que manifiesta que «la empresa hoy tomó la decisión de ser enemigo de Asturias y de los asturianos, de los que se vuelve en contra sin querer generar alternativa».

El secretario de la Federación de Industria de CC OO ha explicado que de forma previa al inicio de la reunión convocada para la presentación del ERE de extinción su sindicato le planteó que no presentara el expediente, «que es como una pistola en la nuca y una amenaza», y que abriera «una mesa amplia para la negociación». Sin embargo, los directivos de la compañía con los que mantuvieron la reunión se mantuvieron en sus trece y no aceptaron la propuesta del sindicato. «Vesuvius tiene claro que viene a cerrar, ha rechazado la propuesta y ha presentado el expediente de regulación de empleo», ha resumido Damián Manzano. «Es un error lamentable que Vesuvius vuelva a las andadas de 2009 cuando entonces reconoció que lo había sido. Se equivocó entonces y se equivoca ahora, además de actuar de mala fe», ha reprochado el representante de los trabajadores.

Manzano ha recordado que Vesuvius en ningún momento planteó que estuviera pasando por dificultades económicas para reaccionar decidiendo cesar la actividad de las plantas de Asturias y Burgos. «No emitió ni una sola señal de que su futuro podía peligrar. Hace dos meses firmamos el convenio colectivo y se llegó a un acuerdo en el que los trabajadores, incluso, aceptaron medidas para aumentar la producción», ha apuntado.

Lo que tiene claro el sindicato CC OO, el único con representación en las factorías de Vesuvius, es que no se van a quedar de brazos cruzados, por lo que Damián Manzano ha anunciado que «vamos a combatir en la mesa de negociación, por la vía legal y en la calle». Además, espera que en las reuniones que la dirección de la empresa va a mantener con el Ayuntamiento de Langreo y con el Principado tengan «percepción de oposición» al cese de la actividad productiva.

La próxima reunión que mantendrán la dirección de la empresa y los sindicatos será dentro de una semana, el jueves 19 de septiembre, pero en el Servicio Asturiano de Solución Extrajudicial de Conflictos (SASEC).

 

«Tienes la vida encauzada y, de repente, tienes que empezar de cero»

Carmen Liedo
Epifanio Curto y Emeterio Ramos, delante de la fábrica
Epifanio Curto y Emeterio Ramos, delante de la fábrica

El anuncio de ERE de extinción ha supuesto «un mazazo muy grande» para los trabajadores de Vesuvius. «Lo que quiero es conservar mi puesto de trabajo, por mucho dinero que me den de indemnización», afirma un empleado

En la improvisada carpa colocada delante de Vesuvius, además de la pancarta que rechaza el cierre de la factoría, hay en todo momento una docena de trabajadores dando apoyo moral a los que están dentro de las instalaciones en su turno de trabajo y alimentando la pequeña barricada con la que dejan claro que no se rinden, que no aceptan el ERE de extinción y que van a seguir luchando por su puesto de trabajo como ya lo hicieran hace una década. Entonces, la plantilla de Vesuvius pasó por otro conflicto laboral que se solucionó de forma positiva con la continuidad de la actividad de la empresa. Pero los trabajadores no sólo sienten el calor que desprenden las ruedas ardiendo sobre dos bidones, también el de todas las personas que pasan por este puesto de resistencia y el de los conductores de vehículos particulares y camiones que les saludan y les dan su apoyo con una larga pitada cuando circulan por la AS-117, carretera que pasa justamente por delante de las instalaciones de la empresa. Los trabajadores siempre extienden el brazo y les devuelven el saludo en forma de agradecimiento.

Seguir leyendo

Valora este artículo

3 votos
Comentarios

Vesuvius acelera el ERE y rechaza negociar el cierre