Borja Sánchez: «2020 será un año de transición en la gestión de becas a investigadores»

El consejero asegura que su departamento lleva «meses» trabajando en la implementación de un nuevo modelo para agilizar la convocatoria

Borja Sánchez, consejero e Ciencia, Innovación y Universidad en la Investidura
Borja Sánchez, consejero e Ciencia, Innovación y Universidad en la Investidura

Redacción

El consejero de Ciencia, Innovación y Universidad, Borja Sánchez, ha asegurado que 2020 será «un año de transición» en la gestión de becas a investigadores, como las Severo Ochoa. Después de que la Asamblea por el Futuro de la Investigación en Asturias (Afia) criticase los retrasos en la concesión de las mismas, Sánchez ha asegurado que su departamento lleva «meses» trabajando en la implementación de un nuevo modelo para agilizar esta convocatoria y el resto, para «favorecer así a la comunidad de investigadores asturiana». Así lo ha manifestado en una entrada de su blog Diario de un Consejero de Ciencia, consultado por Europa Press. En este texto, el titular de Ciencia ha enfatizado que no negará «bajo ningún concepto» que se necesita disminuir los plazos temporales de este procedimiento. Por ello su departamento «sigue estudiando» cómo recortar esos plazos para que las convocatorias puedan resolverse de forma que se acompase la finalización del máster con la incorporación de aquellas personas que quieran comenzar un doctorado.

 Este año, ha explicado, su departamento «hereda» la convocatoria de contratos pre doctorales 2019 que ya estaba en marcha. En lo que a la Consejería de Ciencia compete, ha añadido, ya están realizados los últimos trámites desde el mes pasado, los relativos a la resolución y firma de convenios con los diferentes centros y la Universidad, para que los contratados puedan incorporarse en este mes de enero. “Todas las personas afectadas pueden estar tranquilas, tendrán sus contratos y sólo queda el último control, que junto a los ya realizados configuran el mecanismo que tiene la Administración para garantizar nuestras acciones y verificar que el dinero público se utiliza de forma eficaz», ha agregado. Para acortar estos trámites, Ciencia trabaja en la implementación de un nuevo modelo, por lo que Sánchez ha querido transmitir «tranquilidad» a los investigadores predoctorales, así como a los afectados por el Estatuto del personal investigador en formación (EPIF), un «expediente complicado» en el que el Gobierno lleva «meses» trabajando para realizar la asignación correcta de las cuantías correspondientes a los incrementos contrato a contrato, según informa Europapress.

Comentarios

Borja Sánchez: «2020 será un año de transición en la gestión de becas a investigadores»