El PP plantea un vuelco en cinco ayuntamientos asturianos: insta a lanzar mociones de censura

L. Ordóñez.

ASTURIAS

El popular Teodoro García Egea
El popular Teodoro García Egea Mariscal | efe

Teodoro García Egea propone desalojar a la izquierda de las alcaldía allá donde den los números y apela a Ciudadanos y Foro

10 jun 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

Pensando en la siguiente batalla política, una vez que dé comienzo la «nueva normalidad» tras el fin del Estado de Alarma, el secretario general del PP, Teodoro García Egea ha apuntado a los ayuntamientos. El dirigente popular ha señalado que planteará una serie de mociones de censura en cadena en los consistorios en los que sea posible agrupar el voto conservador para desalojar a alcaldes de la izquierda y para ello aseguró que buscará pactos con grupos como Ciudadanos o Foro Asturias, con quien compartieron coalición en las últimas elecciones generales. Pero de la teoría a la práctica hay un trecho, tan grande como el que va de la administración nacional a la local, y en los concejos asturianos, aún en los casos en los que los números hagan posible esa hipótesis, que apenas son cinco, los implicados no han mostrado mucho interés explícito.

Sobre el papel y en un ejercicio de política ficción que no tuviera en cuenta las singularidades locales de cada municipio, la propuesta de Teodoro García Egea tendría posibilidades en Tapia de Casariego (donde una suma de PP, Foro y Ciudadanos podría desbancar al PSOE), en Colunga (donde el PP podría dar su apoyo decisivo a una alcaldía naranja). También sumarían mayoría en concejos como Ribadesella, Aller o Valdés pero teniendo que añadir a la ficción política la desaparición de partidos locales, con pocos concejales pero bisagras para la gobernabilidad, y también obviando acuerdos ya existentes entre grupos de diferente espectro ideológico pero que funcionan a nivel local.

A preguntas de La Voz de Asturias, el secretario general de Foro, Adrián Pumares, señaló que en los estatutos de su partido está recogida explícitamente la autonomía municipal para los pactos locales y que no contemplan un pacto global firmado desde instancias superiores para todos los consistorios. «Se debe respetar siempre lo que decida la comisión directiva de cada municipio», recalcó Pumares.