El fatídico resbalón que le costó la vida a un montañero bilbaíno en Picos

La Voz

ASTURIAS

Rescate del Sepa en Cantabria
Rescate del Sepa en Cantabria SEPA

La Guardia Civil cree que se pudo resbalar tras la importante tormenta que padeció la zona. Cayó unos 20 metros

31 jul 2020 . Actualizado a las 16:56 h.

La Guardia Civil investiga la muerte de un montañero bilbaíno en Picos de Europa que se produjo en la tarde de ayer, que cree que pudo haberse resbalado en alguna de las maniobras de escalada, lo que provocó que cayera unos 20 metros.

El accidente ocurrió a primera hora de la tarde de ayer en la cara este del Espolón de los Franceses, que cuenta con un desnivel de unos mil metros, y que se encuentra en el límite entre Asturias y Cantabria, en el municipio de Camaleño.

El montañero se despeñó, mientras sus dos compañeros, que compartían la cordada, quedaron enriscados.

Pasadas las 17.00 horas de ayer la Guardia Civil de Cantabria recibió aviso del 112 de esta comunidad autónoma de la presencia de tres escaladores en la vía de escalada clásica Espolón de los Franceses (Macizo Central de Picos de Europa).

Se notificó que uno de ellos se había caído sin responder a sus compañeros.

De forma inmediata se activó a los especialistas de rescate en montaña (GREIM) con base en Potes, y al mismo tiempo se dio aviso al helicóptero de la Guardia Civil con base en Asturias para su intervención en el rescate.

En esos momentos en la zona reinaba una importante tormenta con aparato eléctrico.

Desde el helicóptero consiguieron ver en una pared a los dos escaladores, en una zona no segura, y al tercero que había caído.

Tras un apoyo parcial del helicóptero de la Guardia Civil en una arista, los componentes del GREIM bajaron utilizando técnicas de rapel y accedieron a las dos personas que se encontraban en una zona precaria y sin posibilidad de continuar, y las movieron a una zona más segura.

En esos momentos, y a petición del 112 de Cantabria, llegaron al lugar dos helicópteros de los bomberos de Asturias, mientras el de la Guardia Civil permanecía en la zona esperando instrucciones.

Con la colaboración de una de las aeronaves de los bomberos y mediante ciclos de grúa se extrajo a los dos escaladores.