Asturias es la región que más ha reducido sus emisiones contaminantes desde 1990

El Principado, que alcanzó en 2006 su pico de polución, sigue siendo, no obstante, la comunidad autónoma que más gases nocivos emite por habitante

Contaminación en Asturias
Contaminación en Asturias

Asturias

El peso de la gran industria en Asturias y en su estructura económica está íntimamente relacionado con el hecho de que la región sea una de las que más gases de efecto invernadero expulsan a la atmósfera en España. Pese a todo, de acuerdo con los últimos análisis al respecto, la región hace casi 15 años que ha alcanzado su pico en las emisiones y, en este sentido, es la que más las ha recortado en las últimas tres décadas.

El Observatorio de Sostenibilidad ha presentado su informe sobre la evolución temporal de las emisiones de gases de efecto invernadero de cada autonomía, entre 1990 y 2019. En este periodo el Principado de Asturias se sitúa como la región más emisora en muchos parámetros. Asimismo, tal vez por los niveles desde los que se partía, la comunidad es la que más ha logrado recortar el total de gases que se liberan a la atmósfera. Los datos del estudio hasta 2018 proceden del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico y los de 2019 han sido estimados, si bien la parte de las emisiones de los sectores sometidos al mercado de emisiones o sectores fijos proceden del Registro Nacional de Emisiones.

Fernando Prieto, del Observatorio de Sostenibilidad explica que «el pico en las emisiones ya se ha producido en España y en todas las autonomías», pero considera que es necesario «hacer un esfuerzo en todas y cada una de las administraciones para descarbonizar sus territorios, así como todas las actividades que existen que sean todavía contaminantes en esta década clave 2021-2030».

Dentro del Pacto Verde Europeo, en septiembre de 2020 la Comisión propuso elevar el objetivo de reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero para 2030 hasta al menos el 55% con respecto a 1990.

Gases de efecto invernadero

Según el análisis realizado por el Observatorio de Sostenibilidad, las CCAA que más gases de efecto invernadero han emitido en valores absolutos en las últimas tres décadas han sido Andalucía y Cataluña, que suponen un 14% del total emitido, seguidas de Castilla y León con un 10%, Galicia con un 9%. Asturias se sitúa después, con un 8%. Si se tienen en cuenta solo las emisiones de los sectores fijos o sometidos al Mercado Europeo de Emisiones, entre 2008 y 2019, Andalucía lidera el ranking con 290 millones de toneladas (el 18%), seguida por Asturias, con 208 millones (un 14%), y Cataluña, con unos 174 millones (un 11%).

Por otra parte, el Principado ha sido la comunidad que más ha reducido sus emisiones, seguida de  Castilla y León, Galicia y Aragón. En el otro extremo, las que más han aumentado sus emisiones son Murcia, Navarra y Extremadura. No en vano, salvo las mencionadas, el resto de las comunidades autónomas y el conjunto del país han aumentado sus emisiones. En España se observa que el máximo pico de emisiones es anterior en todos los casos al inicio de la última crisis económica. De hecho, en el Principado se alcanzó en el año 2006.

Las regiones que tienen más peso de emisiones de sectores fijos son Asturias, región de Murcia y Galicia coincidiendo con las grandes emisiones de las centrales térmicas y el polo industrial de Escombreras de Murcia. El estudio resalta que «en Asturias es llamativo el fuerte peso de las emisiones de las grandes instalaciones industriales, de manera que menos de una cuarta parte de las emisiones se debe al consumo ciudadano y de las pequeñas y medianas empresas no industriales».

Emisiones por habitante

El análisis continúa exponiendo que «los mayores emisores per cápita son los asturianos (con 19 toneladas de CO 2 por habitante), seguidos de los aragoneses (11,2) y navarros (10,82), coincidiendo una vez más con las centrales térmicas de carbón y la industria pesada en zonas poco pobladas por lo general».  Por contra los menores emisores per cápita son los madrileños, valencianos y los andaluces. Aunque «es evidente que sobre todo en el caso de Madrid es donde se consume mayoritariamente la energía que se produce en regiones como Aragón, Asturias o Galicia».

Respecto a las emisiones por unidad de PIB se observa un máximo absoluto muy destacado en Asturias, donde se alcanza un valor de 1,39 toneladas de CO2, por cada 1.000 euros de PIB. Debido al uso de carbón y la especialización de la Comunidad en la producción energética, mientras que en el polo opuesto se encuentra Madrid con solo 0,11, muy por debajo de las demás comunidades. «Sin duda los esfuerzos de las comunidades y ciudades pueden ayudar a marcar el comienzo de un movimiento de reducción de emisiones. Estos esfuerzos se trasladarán sin duda a escala global y podrán ayudar a evitar un colapso completo en los sistemas climáticos de la Tierra», resalta el Observatorio de Sostenibilidad.

«El impacto acumulativo de muchas políticas de las Comunidades Autónomas (apuesta por renovables, cambios de modelo de transporte, tejados solares, …) y ciudades pueden permitir el avance hacia un futuro más sostenible y que permita una mayor calidad de vida a todos los ciudadanos», concluye.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Asturias es la región que más ha reducido sus emisiones contaminantes desde 1990