Las incógnitas de la muerte del niño de 12 años de Gijón

El resultado de la necropsia es confidencial y sólo la familia sabrá la confirmación de positivo

El área de Hospitalización, en el HUCA
El área de Hospitalización, en el HUCA

La necropsia del niño de 12 años fallecido la semana pasada que pudiera confirmar un caso de covid-19 tendrá un resultado «confidencial y se traslada una información que ellos valoraran si hay comunicación o no», destacó el director general de Salud Pública, Rafael Cofiño, respecto al caso del menor muerto en Asturias.

El pasado 1 de enero, falleció el pequeño en el HUCA tras presentar un cuadro inflamatorio muy agudo con síntomas similares a la covid-19. Cofiño recalcó que los datos sanitarios son privados y más en el caso de un menor, y señaló que siendo alguien tan joven se hace una noticia doblemente desgraciada pero que en términos general el coronavirus afecta con menor gravedad a los menores.

Se da la circunstancia de que, a pesar de que la infección por covid-19 es más leve en menores que en adultos, durante la actual pandemia de coronavirus algunos niños han desarrollado síntomas más graves, a veces varias semanas después de haber contraído el virus, que se describen en el llamado síndrome inflamatorio multisistémico y del que la mayoría de los niños diagnosticados se han recuperado tras recibir atención hospitalaria.

 La conexión entre la Covid-19 y este síndrome pediátrico, que afecta a edades variables pero habitualmente a mayores de cinco años, aún sigue siendo estudiada por los científicos, pero sí se sabe que los afectados presentan fiebre e inflamación, entre otros síntomas, como ha sido el caso del niño de Gijón.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Las incógnitas de la muerte del niño de 12 años de Gijón