Salud estudiará endurecer las restricciones en Oviedo

El director de Salud pública alerta de la evolución de la incidencia en mayores de 65 años en la capital

Terraza de un bar cerrado en Oviedo
Terraza de un bar cerrado en Oviedo

La Consejería de Salud está estudiando endurecer las restricciones establecidas en Oviedo ante la alta incidencia de la pandemia, como ya se ha hecho para la comarca de Avilés, según ha avanzado este lunes el director general de Salud Pública, Rafael Cofiño.

Oviedo es uno de los diecisiete concejos en riesgo extremo (4+) en el que desde el 21 de enero se aplican restricciones como el cierre del interior de los bares, la reducción del aforo del comercio, el cierre de centros comerciales salvo para actividades esenciales, la suspensión de la actividad en centros deportivos y gimnasios, la limitación de grupos a cuatro personas y la presencia en domicilios sólo de personas convivientes, además del cierre perimetral del municipio.

De cara a la prórroga de dos semanas que deberá aprobarse antes del jueves, Salud estudiará los últimos datos para decidir si mantiene las mismas restricciones establecidas para el nivel 4+ o las refuerza con algunas medidas adicionales, como ya ha hecho para Avilés, Corvera y Castrillón.

En el caso de la comarca de Avilés, las medidas de refuerzo dirigidas a reducir la movilidad y la interacción social pasan por el cierre del interior y de las terrazas de los establecimientos hosteleros -donde se podrán seguir recogiendo productos para llevar-, el cierre de los espectáculos públicos presenciales en salas de conferencias y exposiciones, museos, palacio de congresos, auditorios, cines y teatros o la prohibición de asistencia de público en eventos deportivos.

Acompañado en rueda de prensa por el consejero de Salud, Pablo Fernández, y de la gerente del Sespa, Concepción Saavedra, Cofiño ha explicado que la situación que más preocupa a las autoridades sanitarias es, además de la comarca de Avilés, la de Oviedo y Gijón.

Mientras que en Gijón, donde las medidas 4+ entraron en vigor por un periodo inicial de dos semanas el pasado 24 de enero, el crecimiento de la incidencia es «algo más contenido», en Oviedo «preocupa un poco más» sobre todo por la alta incidencia entre las personas mayores de 65 años, ha precisado Cofiño.

Frente a ello, el director general ha dicho que Grado -cerrado perimetralmente desde el 12 de enero y con las restricciones del nivel 4+ desde el 26 de enero- refleja «una clarísima mejora», ya que la incidencia a una semana ha bajado a la mitad en los últimos días.

Entre los concejos en riesgo extremo, ha añadido Cofiño, también se observa ya una mejoría en Llanes y en Cangas del Narcea, ambos en el nivel 4+ desde el 21 de enero, por la disminución de la incidencia en los mayores de 65 años.

Meseta de la tercera ola

La incidencia acumulada en catorce días en España se sitúa en 865 casos por cada cien mil habitantes, aunque en varias comunidades autónomas supera con creces los mil, mientras que en Asturias asciende a 628.

Cofiño ha apuntado que los próximos días serán claves para ver si Asturias se sitúa ya en la meseta de la tercera ola y ha alertado de que un mayor crecimiento de la incidencia podría poner al sistema sanitario en una situación crítica.

Por su parte, el consejero de Salud ha confiado en que las restricciones hayan podido servir no sólo para retrasar la llegada de la tercera ola en relación al resto del país sino también para frenarla antes de llegar a unos niveles tan altos como los registrados en otras comunidades.

Fernández ha recordado que el Principado adoptó una serie de restricciones que fueron adoptadas con mayor tardanza por parte de otros gobiernos autonómicos.

El consejero ha apuntado que Asturias siempre se ha sumado a los consensos alcanzados en el seno del Consejo Interterritorial de Salud, pero ha abogado por «ser ambiciosos a la hora de requerir acuerdos de mayor calado».

En su opinión, «hay que unir las fuerzas» porque «si no conseguimos tomar decisiones duras en común no vamos a ser entendidos por la ciudadanía», ha dicho a ser preguntado por la disparidad de medidas entre las comunidades autónomas.

Fernández ha admitido que si la situación epidemiológica llegase a ser «extraordinariamente adversa» habría que estudiar junto con el Ministerio de Sanidad «cualquier otra medida a nuestro alcance»; según recogió EFE.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Salud estudiará endurecer las restricciones en Oviedo