Cangas del Narcea pone el contador a cero, alerta en Villaviciosa

L.O.

ASTURIAS

Gijón entra en el nivel 3 por primera vez desde comienzos de abril y las vacunas desploman la incidencia en los mayores

24 abr 2021 . Actualizado a las 19:38 h.

La evolución de la pandemia en Asturias en los dos últimos meses es de una constante meseta de contagios que, si en un inicio despertó preocupación por la imposibilidad de rebajar el centenar de positivos diarios, ha comenzado a verse como una corriente de resistencia frente al estallido de una cuarta ola y que, por el momento, se esquiva. Pero la situación varía, y mucho, en función de los concejos. Con Mieres y Langreo a punto de levantar su cierre perimetral (el concejo del Caudal lo hará este domingo y el del Nalón el lunes), la mayor preocupación se ha desplazado a Llanes que ha entrado en el nivel 4+, de máximas restricciones, hasta el 6 de abril.

En Cangas del Narcea, que vio empeorar sus cifras en los últimos días, la pandemia ha dado una tregua. El balance diario del Observatorio de Salud de Asturias dio cuenta en esta jornada de un descenso en su incidencia acumulado a 14 días, por debajo de los 325 casos por lo que pone su contador a cero y reinicia el recuento de parámetros para tener que pasar al nivel 4+. El Observatorio destaca en todo caso «una preocupante baja trazabilidad y una aún más preocupante incidencia en mayores» con lo que la preocupación por las cifras del concejo aún se mantiene.

El balance resalta además la mala evolución de Villaviciosa, el segundo concejo «con mayor porcentaje de población contagiada, que sigue su ascenso y hoy notifica 9 casos, siendo el tercer concejo de Asturias con más casos tras Gijón y Oviedo». En el caso de Llanes, que ya ha entrado en cierre perimetral, como en la panorámica general de Asturias, la alerta se centra en el aumento de positivos entre la población más joven. En el concejo del Oriente, la incidencia acumulada a 14 días, se ha posicionado por encima de los 500 casos por 100.000 habitantes.